sábado, 13 de febrero de 2021

AVISO A LOS MÉDICOS Y ENFERMERAS QUE ADMINISTRAN LA "VACUNA"



A lo largo del último año, el doctor Vernon Coleman se ha mostrado muy crítico con las medidas impuestas para frenar la supuesta pandemia de covid-19. Sus artículos al respecto están recopilados en la obra Covid-19: el mayor engaño de la historia, que se puede descargar en formato PDF. Censurado en YouTube, actualmente publica sus nuevos vídeos en Bitchute y en Brand New Tube. Las transcripciones de los discursos del doctor Coleman se pueden leer en inglés en el apartado Health de su sitio web.

Algunos de sus vídeos han sido subtitulados en español. El siguiente vídeo, titulado "Los médicos y enfermeras que administran la vacuna contra la covid-19 serán juzgados como criminales de guerra", fue publicado este mes de febrero. En él, el anciano doctor Coleman expresa su impotencia ante el nuevo genocidio que se está perpetrando contra las personas mayores. Bajo el vídeo subtitulado publicamos la traducción al español del texto completo.




LOS MÉDICOS Y ENFERMERAS QUE ADMINISTRAN LA VACUNA CONTRA LA COVID-19 SERÁN JUZGADOS COMO CRIMINALES DE GUERRA

Veo que David Lammy, político y diputado británico, dice ahora que la vacuna contra la covid-19 es segura y eficaz. Es el último de la larga y creciente lista de celebridades que respaldan con entusiasmo esta vacuna, aunque me temo que probablemente hayan dedicado el mismo tiempo a investigar los datos relativos a la vacuna que yo a aprender cómo se hacen arreglos florales.

No entiendo cómo el Sr. Lammy puede afirmar que la vacuna es segura y eficaz.

Déjenme que les cuente algo sobre el Sr. Lammy.

Cuando apareció en un concurso de televisión, le pidieron que diera el apellido del matrimonio que formaban los científicos Marie y Pierre, que ganaron el Premio Nobel de Física en 1903 por sus estudios sobre el radio. La respuesta de Lammy fue Antoinette. Confundió a Marie Curie con Marie Antoinette.

Cuando se le preguntó por el nombre del edificio utilizado como prisión por el cardenal Richelieu, dijo Versalles en lugar de decir la Bastilla. ¡Versalles, por el amor de Dios! Y este es un hombre que ha sido ministro del gobierno.

Se le preguntó quién sucedió en el trono inglés a Enrique VIII y dijo que Enrique VII, lo cual indicaba que adolecía de una singular carencia de habilidades matemáticas.

Y una vez criticó a la BBC por querer saber si el humo que salía del Vaticano sería blanco o negro. Al parecer, pensaba que había algo de racismo en esta conocida manera de anunciar si se había elegido a un nuevo Papa.

Lo que pasa con Lammy es que, para mí, este hombre no parece ser consciente del alcance de su ignorancia. Él sabe que la vacuna contra la covid-19 es segura y eficaz porque quizás lo ha leído en un portavasos. O tal vez haya estado llevando a cabo en secreto ensayos clínicos privados en un laboratorio especialmente diseñado. ¿O a lo mejor tiene una máquina del tiempo que le permite ver el futuro?

No, él dice que la vacuna contra la covid-19 es segura y eficaz porque alguien en el gobierno dice que es segura y eficaz. Se supone que Lammy es miembro de la oposición al servicio de Su Majestad. Su trabajo consiste en interrogar al gobierno y proteger a sus electores. Pero se ha dado la vuelta y ha dejado que Bill Gates, el príncipe Carlos y Karl Schwab le hagan cosquillas en la barriga.

Por cierto, soy muy consciente de que una parte decente de la comunidad médica y científica no cree que lo que se promociona actualmente como una nueva marca de patatas fritas sea una vacuna. Para que conste, estoy de acuerdo con ellos. Se trata de una forma de terapia genética. Prefiero morir antes que meterme esa cosa en el cuerpo. Pero si no lo llamo “vacuna”, no sabrán de qué estoy hablando aquellos que confían en David Lammy, en el arzobispo de Canterbury y en el resto de las celebridades del “dame la vuelta, hazme cosquillas en la barriga y diré lo que tú quieras que diga”.

El hecho es que incluso la OMS lo único que espera es que estas vacunas ayuden a reducir el alcance de los síntomas. No prometen que la vacuna vaya a impedir que la gente contraiga la covid-19 y no esperan que la vacuna detenga la propagación de la infección si la gente la contrae. Si David Lammy y el arzobispo de Canterbury hubieran investigado un poco, lo sabrían.

Y también sabrían que la vacuna es experimental.

Estas celebridades entusiastas están promocionando una vacuna experimental, o un “lo que sea” experimental.

La Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos ha publicado los detalles del programa de vacunación actualmente en curso y dice que el ensayo clínico durará dos años.

Todo aquel que se haya inyectado la vacuna está participando en un experimento. David Lammy y el arzobispo de Canterbury quieren que su abuela de usted participe en un experimento. Y su abuelo. Y usted también.

La agencia del medicamento del Reino Unido sabe que se trata de un experimento. Anunciaron que una aplicación especial les permitiría realizar un seguimiento de la gran cantidad de efectos adversos que esperaban.

A lo largo de dos años.

Por supuesto, incluso después de dos años todavía no sabremos lo que les ocurrirá a las personas que se vacunen. O lo que les podría pasar a los hijos que pudieran tener.

Todo es un misterio, aunque sí sabemos que existe un riesgo muy real de que se produzcan cambios en el sistema inmunológico de quienes se inyecten la vacuna.

Pero todo está bien, David Lammy y el arzobispo de Canterbury dicen que todo está bien.

Lo leyeron en alguna parte. O alguien se lo dijo. O vieron un anuncio del gobierno. Les apuesto a ustedes lo que quieran a que en realidad no revisaron decenas y decenas de artículos científicos antes de llegar a esa conclusión. Apuesto a que no fueron ellos los que tomaron la decisión de decirles a millones de personas que se pusieran la maldita vacuna. Simplemente repitieron la basura que les dijeron. Basura dentro, basura fuera.

El hecho es que nadie, ni siquiera David Lammy, puede saber si la vacuna es segura y eficaz porque el ensayo clínico aún está en curso. Pueden ustedes mismos echarle un vistazo al estudio, que se encuentra en la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos. Busquen Clinicaltrials.gov y verán, en la página 3 de un documento de 14 páginas, que se espera que el ensayo (o el estudio) haya terminado el 31 de enero de 2023.

¿Puedes entender eso, David? Es un experimento. Aún no ha terminado. Nadie sabe lo que va a pasar en los dos años que quedan. Pero Bill Gates, el amante de las vacunas (cuya fundación está amasando una fortuna) quiere que siete mil millones de personas participen en este experimento.

Sin embargo, sabemos que miles de personas a las que les han puesto la vacuna han muerto o han sufrido graves daños por ello. Y esto es un hecho innegable.

Las personas mayores que viven en residencias están muriendo por decenas. Se nos dice que es la infección, pero no lo es, por supuesto que no. Es la maldita vacuna que les están poniendo.


Hacer click sobre la imagen para ampliar

Ahora, déjenme decirles algo más. Y esto debería aterrorizar a todos los médicos, enfermeras y boy scouts que actualmente participan en la administración o promoción de estas vacunas.

El Código de ética médica de Nuremberg, escrito en 1947 por razones que espero no tener que explicar ni siquiera a David Lammy, afirma que se requiere el consentimiento voluntario explícito de los pacientes que se sometan a la experimentación con seres humanos.

Eso significa que se debe informar a los pacientes de que están participando en un ensayo. Y debe advertírseles de todos los posibles efectos adversos. Eso es lo que significa el consentimiento informado.

¿Cuántos médicos y enfermeras de los que le inyectan esta cosa a la gente les dicen a los pacientes que se trata de un ensayo? ¿Cuántos le están dando a la gente la información que necesita para tomar una decisión?

Supongo que aproximadamente ninguno.

Así que, desde el punto de vista legal, todos estos que están poniendo vacunas son criminales de guerra.

Los criminales de guerra nunca piensan que son criminales de guerra, por supuesto. Al final de la Segunda Guerra Mundial, la mayoría de los nazis afirmaron que estaban haciendo un trabajo importante. O simplemente que obedecían órdenes. Que hicieron lo que se les dijo.

Ninguno daba la talla, como se suele decir.

El solo hecho de hacer lo que te dicen que hagas no impide que seas un criminal de guerra.

Permítanme que sea claro: todos los que administran las vacunas contra la covid-19 sin explicar que se trata de un experimento y sin enumerar todos los posibles efectos adversos, son criminales de guerra.

Esto no es retórica. No es una opinión. Es un hecho.

Si no me creen, compruébenlo ustedes mismos.

Los crímenes de guerra todavía se toman bastante en serio en la actualidad.

Muchos médicos y enfermeras se van a ver en el banquillo de los acusados. Y las personas que respaldaron el trabajo que aquellos estaban haciendo bien podrían verse allí también. ¿Cuál será el castigo, me pregunto, por haber promovido las actividades de un criminal de guerra y haber colaborado en ellas?

Mientras tanto, aquellos que creen a David Lammy, al arzobispo de Canterbury y a las otras celebridades que han dicho que la vacuna contra la covid-19 es segura y eficaz deberían saber que la vacuna está resultando ser tan peligrosa como yo y otros médicos ya dijimos que sería.


Antes de Navidad ya era obvio que estas vacunas matarían y dañarían a millones de personas. Si lo quieren comprobar, vean mis videos anteriores o lean las transcripciones de los mismos en mi sitio web, www.vernoncoleman.com .

Los gobiernos y las agencias gubernamentales, por supuesto, están diciendo que las personas que están muriendo y que sufren terribles problemas neurológicos simplemente murieron o enfermaron por casualidad. Afirman que la vacuna no es la causante.

¿No les parece extraño?

Afirman que si uno se muere dentro de los 28 días siguientes a una prueba falsa que dicen que detecta la covid-19, entonces uno se ha muerto de covid-19. El autobús que te atropelló no tuvo nada que ver. Pero afirman que si uno se muere dentro de las 28 horas siguientes a la inyección, entonces se trata de una coincidencia.


Qué bastardos son. Mienten, mienten y mienten otra vez. Esto es un genocidio. ¿Cuándo va a despertar el mundo?

En Estados Unidos, los tribunales han confirmado que las muertes que ocurren 30 o incluso 50 años después de una lesión pueden ser el resultado de dicha lesión. Por dar solo un ejemplo, en 1982, James Brady recibió un disparo por parte de un hombre llamado Hinckley que intentó asesinar a Ronald Reagan. Brady murió en 2014 y su muerte fue registrada como el resultado de un homicidio.

No corresponde a las agencias gubernamentales decidir si las muertes son una coincidencia. Los forenses son los que deberían decidirlo. Debería realizarse un estudio de cada paciente que muere dentro de los 28 días siguientes (o incluso más) a la inyección de la vacuna contra la covid-19.

Pero no se realizará.


Mientras tanto, tenemos una horrible avalancha de pruebas que muestran que estas malditas vacunas están matando y lisiando a la gente, y todo por una enfermedad que se ha demostrado que no es más peligrosa que la gripe anual.

He leído muchísimos informes sobre las muertes causadas por las vacunas.

Pueden ustedes ver los detalles de estas muertes en mi sitio web, bajo el epígrafe “¿A cuántas personas están matando las vacunas?” [`How Many Are the Vaccines Killing’]. La lista también aparece en el sitio web de Richie Allen.

No tengo ninguna duda, ni en mi corazón ni en mi mente.

Esto es un genocidio a escala mundial.

¿Cuánto tiempo más va a seguir la gente guardando silencio?

¿Cuántas personas deben morir? ¿Cuántas personas deben quedar lisiadas?

¿Cuándo personas como David Lammy admitirán que están equivocadas y dejarán de promover una vacuna mortal?


Vernon Coleman, 2 de febrero de 2021
(Visto en https://resistenciafrentealaviolencia.wordpress.com/)

13 comentarios:

  1. Nos llaman "negacionistas" porque ponemos dudas en el relato que siempre se nos presenta para tener al borrego en su sistema, pero nadie con dos dedos de frente, solo dos, se cuestiona que el relato ni se toman la molestia de darle una cierta lógica, me explico, tenemos un ministro de Sanidad que NO es médico, dimite para ser candidato en una comunidad en PLENA tercera ola, según el relato, ponen a su segunda que NO es médico, es abogada, para ser ministra de Sanidad, para trabajar de barrendero nos piden infinidad de documentos que acredite el nivel, pero para trabajar en el sector público, mirad el nivel que tenemos, en el parlamento tenéis a "Adriana Lastra o lastre", que no sabe si tiene el casa un diploma o la etiqueta de anís del mono, el debate en plena "pandemia" es si el Rubius se va a Andorra para no declarar ingresos en españistan, el hijo de la Pantoja, tenemos futbol, ningún informe científico que avale el cierre de la hostelería o Gimnasios, elecciones donde no nos dejaban salir para ver familias o amigos pero si a los mítines, dejan votar a "contagiados", reunión de más de 5 personas que ninguna son del núcleo familiar, según sus normas... etc. ¿Y nadie se cuestiona estas normas absurdas y estas contradicciones? ¿Y lo que se hace para unas cosas si y otras no? Según el relato el virus está en todas partes, mirad, es lógico que nos traten como a niños, una sociedad infantilizada en la cual se ponen en la redes como hacer bizcochos y gimnasia en casa y se ofende cuando se les llama borregos y creyentes en tonterías diversas de distracción, debates sin sentido y que no se cuestiona ni su propia existencia y menos social... cada día que pasa la pena que me dan se está transformando en asco, no cogía antes los medios de trasporte público pues ahora menos, contactos con "estos" cada vez menos, ahora si no "votas", según algunas mierdas de amistades no tengo derecho a queja, los he quitado de mi vida, a la mierda...

    ResponderEliminar
  2. Debemos tenerlo claro: estamos ante un problema gestado hace tanto tiempo, dejado implementar con el beneplácito general desde hace siglos y con raíces tan profundas en la psique humana, que la solución en el momento actual es casi imposible o al menos va para muy largo, puesto que se precisa combatir no solo contra las teóricas “elites” sino contra la sociedad en general.

    Las personas individuales solo podemos persistir en nuestra acción de repulsa (sin mascarillas, etc.) pero poco más, no hacemos ningún daño al sistema, además de delatarnos como disidentes, pero es algo que se debe hacer, no vale como algún artículo por esos mundos sugiere que es absurdo significarse para no descubrirse, ya que es el único arma de la persona individual y si no lo hace simplemente es uno más de la masa borreguil, incluso peor, pues colabora sabiendo que no lo debe hacer.

    Al sistema solo puede dañarle parte de su entramado organizado, nada más; las organizaciones médicas disidentes están bien pero en realidad tienen una inmensa mayoría de compañeros que se les opondrán y protegidos por el sistema, por lo que su acción, como la de este buen hombre no llegará muy lejos.

    Lo que de verdad haría daño al sistema son otro tipo de organizaciones disidentes: de abogados, jueces, periodistas, notarios, militares, etc. que sean parte de su entramado “legal” actual, del que todavía están presos y que solo resiste simplemente porque nadie se opone.

    Estas asociaciones a nivel mundial deberían presentar causas ante todos los gobiernos y tribunales del mundo contra todas las resoluciones (gubernamentales), desinformación (medios de comunicación) y violaciones de derechos observadas, haciendo hincapié en las consecuencias que para los infractores tendrán (crímenes de lesa humanidad: criminales de guerra), y a la vez haciendo notar que no importa que sean “sobreseídas” ni cosas por el estilo, sino que en cuanto cambie el sentido “histórico” (miedo diluido pero persistente) serán juzgados retroactivamente con todos los agravantes posibles y eliminados sus derechos incluso de defensa.

    Si a esto se le añaden algunas “acciones de fuerza” o “acusación directa” a los serviles que son la mano de obra ejecutora, con seguridad se frenaría en muy alta proporción lo que está sucediendo, ya que los seres humanos lo único que hacemos muy bien es “leer entre líneas”.

    Aparte de esto lo único externo a nosotros que nos puede ayudar es la lucha en sus cúpulas por el poder absoluto, como ya parece se ha manifestado en Davos, donde los euroasiáticos están de acuerdo, pero mandando ellos, al igual que los “occidentales” por otro lado. En esos desacuerdos está nuestra posible salida, al igual que en el último siglo ocurrió con la entente USA-URSS, dos caras de la misma moneda en “lucha”.

    ResponderEliminar
  3. Otro punto a tener en cuenta y que ya comenté en otro artículo (el gran problema de este tipo de páginas es que cualquier tema importante a considerar se pierde inmediatamente en los posteriores e inmediatos artículos, que hunden y dejan en el olvido cualquier consideración anterior, por lo que se vuelve inútil) es que se debe pedir o hacer notar por todos los medios (y los grupos disidentes anteriormente comentados pueden hacerlo) que se precisa separar los dos tipos de sociedades que en este momento “conviven” en el mundo: los creyentes en los “poderes” y los libre pensadores.

    Estos dos tipos de humanos son incompatibles totalmente y se debe provocar un tratamiento de choque, algo que no esperen y que les pueda dañar realmente, pasándoles “la pelota” del choque mental a su campo, ya que una de sus ventajas es que el estrés y las patologías que se asocian a este siempre nos son “inyectadas” a los libre pensadores, ya que no tienen ninguna acción sobre ellos ni sobre sus lacayos, ya con patologías previas, realmente psicópatas.

    En cada país se debe pedir la separación de esos dos tipos sociales incompatibles; algunos lo tienen más fácil ahora, como los USA, a los que les han facilitado el camino porque solo tienen la vía de la secesión pura y llanamente.

    ResponderEliminar
  4. De acuerdo contigo y sin que sirva de precedente, pero solo estoy en desacuerdo, o así lo he entendido, en una cosa, estos jamás pagarán nada y mucho menos con penas de justicias y cárcel y demás, sobre la humanidad, estos están arriba desde la noche de los tiempos y aunque haya otro tipo de creyentes en que son entes y chorradas de esas, estos humanos llevan en el poder por derecho, el que ellos creen tener por motivos y causas aún desconocidas para la inmensa mayoría de borregos y que sinceramente sus motivos me importan bien poco, conocer el pasado nos haría entender el presente para cambiar el futuro queda muy bien como frase de facebook o redes absurdas sociales, su pasado, repito me importa una mierda, solo se que mi presente está condicionado por poderes que se nos escapa y que si esto fuera una lucha la tenemos perdida, para luchar tiene que haber bandos y solo hay uno, el de ellos, y repito, estos psicópatas no van a pagar nunca por nada, y muchos menos por control borreguil, guerras genocidas o financiación del terrorismo, más que nada porque el imbécil dócil que convive con algunos de nosotros no se entera donde vive, por lo demás me parece muy interesante tus conclusiones y comentarios, no coincido en todo pero me alegro de ver escritos como el tuyo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Saludos Buscador: lo que comento no implica que las “elites” que provocan estas situaciones vayan a pagar por ellas, entre otras cosas y de esa se salvan, porque la vida humana es muy, pero que muy corta y simplemente ellos (y nosotros) hará mucho tiempo que habrán muerto cuando se les pudiese hacer “pagar”.

      Estos seres no son tan invulnerables como nos parece, si así fuese haría muchos siglos que ya habrían conseguido la dominación total y hasta el momento no lo han logrado completamente (ni incluso después de imponer el NOM a partir de 1945); lo que los movimientos sociales disidentes deben atacar es a los tentáculos sociales que utilizan, sin los cuales no son nada, y esos sí que pagarán puesto que son tan culpables como ellos y de estos si se conocen nombres y apellidos.

      Una vez eliminado o atemorizado su modo de actuación, su prevalencia social se reduce considerablemente y cada vez les será más difícil encontrar idiotas útiles que vayan a terminar laminados si esto sucede previamente. Imagínate que se presentan querellas de todo tipo y ante todos los tribunales nacionales e internaciones contra un político o un medio de comunicación concreto, por terrorismo psicológico, social y real contra la población, con datos y pruebas de todo tipo que existen de sobra y con la petición de cierres, inhabilitaciones de por vida, consideración de criminales de guerra con penas de por vida y un largo etc.

      Los poderes judiciales son aun hoy básicos en la sociedad y no vale que ahora estén “comprados” y hagan oídos sordos, porque eso no es realmente posible, queda reflejado para siempre y se puede presentar incluso pidiendo responsabilidades a estos mismos.

      Con la suficiente insistencia y en un plazo relativamente corto más de uno de estos personajes o medios se podría ver eliminado, cerrado o multado a tal nivel que no les quedarían ganas a otros y esto correría como la pólvora, destruyendo el aura de “invencibilidad” de este sistema.

      Imagina que unas personas presentan denuncia por “homicidio” contra un médico o enfermera, o residencia, que ha vacunado a un familiar y ha fallecido, sea esa la causa o no; imagina que se amplifica la presión sobre la persona particular y sobre su familia mediante denuncias continuas, citaciones, artículos por cualquier medio, demandas en varios tribunales, rumor social, etc. Todos los demás de su “gremio” entenderían el mensaje y ya no iba a ser tan fácil implementarlo.

      Así con todo y eso con medios completamente legales; ese camino está totalmente al alcance de grupos de disidentes en la posición requerida dentro del sistema, como ya hice notar.

      Los demás, sus estructuras, caerían a medio/largo plazo; de hecho habría que prohibir la existencia de super-ricos, simplemente aplicando realmente la antigua ley antitrust de USA, con prohibición total de monopolios o relaciones a partir de cierto nivel entre empresas productivas o financieras. Solo eso ya habría impedido la situación actual.

      Eliminar
  5. EL doctor que relacionó las vacunas con el autismo apareció suicidado convenientemente. Un empresario que afirmaba que los medicamentos psiquiátricos de PFIZZER provocaban suicidios y matanzas en adolescentes murió en accidente sospechoso. Adriana Lastra afiliada al PSOE con 18 años. En cuanto al nivel intelectual de esta chusma, dicen que al experto Fernando Simón le preguntaron en un examen por los Rayos Catódicos y respondió que eran dos Isabel y Fernando. Salud Compañeros.

    ResponderEliminar
  6. "¿Cuándo personas como David Lammy admitirán que están equivocadas y dejarán de promover una vacuna mortal?"

    No todo lo que parece un ser humano lo es. Hay mucho cascarón vacío rellenado por los memes de la mente colmena tras esta Plandemia.

    Cuanto más facil se dejan llevar por el miedo las personas más facilmente manejables son por aquellos que les sirven los miedos sobre una base diaria.

    Luego están los carecteres psicopáticos cuyo exito es parecer humanos imitando sagazmente las conductas altruistas (de boquilla) humanas por pura supervivencia y egoismo. Dicen una cosa en publico y promueven lo contrario en privado. Son seres carentes de alma y muertos vivientes colocados en posiciones de poder e influencia mediática por su afinidad natural con la agenda transhumana.

    Todas las instituciones mundiales están infectadas por este verdadero virus, caballo de Troya sobre la especie y disfrazado de "salvadores de la humanidad".

    ¿Puede entender el borrego-matrix que el pastor malvado necesita su obediencia para poder sacrificarla?

    En ese entendimiento desaparece el borrego-matrix y surge el verdadero humano.

    ResponderEliminar
  7. Rolando Pinchetti2 de marzo de 2021, 14:27

    Pero que hermoso conjunto de chiflados

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero que decepcionante ejemplar de colaboracionista.

      Eliminar
    2. No es por decirte como debes llevar tu casa, poseso, pero es muy contraproducente dejar "hablar" a gentuza, pagada o no, como el anterior payaso, y mucho menos con la moderación previa.

      Ten en cuenta que una sola opinión negativa o burlona hace mucho más daño que diez opiniones positivas, pero con diferencia.

      Eso lo saben bien estos ejércitos de esbirros que pululan por la red y esa es la razón de que en sus entornos (que por cierto son prácticamente todos) nunca dejen opinar en contrario por muy fundado que sea y mucho menos sufrir ataques que pueden hacer caer sus ideologías o despertar a otros. Eso jamás lo consienten. Por la misma razón no se les debe dar tregua en otro lugar al que pretendan dañar, como es el caso anterior.

      No se debe dar oportunidad al que te la quita a ti. Y repito, hace más daño una "intervención" negativa que diez positivas, al menos.

      Pero cada cual en su casa que haga lo que quiera; yo desde luego no les daría la menor oportunidad, ni en la red ni en la vida normal; como en "Los inmortales" solo puede quedar uno.

      Eliminar
    3. No vale la pena responderle, es un pobre hombre... bueno, eso de hombre.

      Eliminar
    4. Agradezco los consejos, amigos, pero quitarle sus diez segundos de gloria a Mr. PINCHEtti me parecía cruel. Es obvio que en el mundo exterior nadie debe hacerle mucho caso.

      Eliminar
    5. Jajajaja, muy buena respuesta poseso!

      Eliminar