lunes, 22 de julio de 2019

CUANDO EL ENTORNO DE LOS CRIMINALES DICTA LECCIONES DE MORAL ...


Las cosas del reciclaje: en 2004 le otorgaron el premio "Donostia".  15 años
después algunos quieren quitarle el "don" y darle el resto decuplicado.

"Calumnia, que algo queda". Es el cínico proceder de quienes buscan destruir reputaciones para sentir el agridulce regusto del poder, la motivación de resentidos que siempre se confabulan contra hombres y mujeres de valía cuya mera existencia les echa en cara su mediocridad.

En una época tan frívola y apresurada como la que vivimos, los medios de comunicación -necesitados de carnaza- y las redes sociales convertidas en la apoteosis del chismorreo se confabulan para arrojar de su pedestal a quienes se destacan de la masa conformista y aborregada. Y el arma de los calumniadores es suministrada por la ideología uniforme y obligatoria del momento, que no es otra que el neo-puritanismo feminista, capaz de desatar cazas de brujas tan histéricas e insustanciales como la del "MeToo", a la que se le están yendo enteras muchas presas contra las cuales se han demostrado infundadas acusaciones malintencionadas y rastreras, hechas sin pruebas ante una opinión pública crédula que no concede las garantías que preve el sistema judicial. Ahí está el caso de Kevin Spacey, un excelente actor al que una acusación luego retirada por falta de pruebas ha arruinado su carrera. O Morgan Freeman, que pudo demostrar el montaje realizado contra él (cuando lo racional es que sea quien acusa el que demuestre lo fundado de la acusación).

Tener talento: uno de los pecados que la progredumbre no
perdona jamás.
Una de esas víctimas de la psicótica saña del "MeToo" es el director de cine Woody Allen, a quien el estigma de pedofilia acompaña desde que su anterior pareja, Mia Farrow, le acusó por despecho de unos abusos que parece que solo existieron en la mente enfermiza de la acusadora. Como sintetiza Pedro Trinle, "Uno de sus hijos, actualmente psiquiatra, desmontó la version de su madre y la de la hija que lo acusa, Dylan. En su momento se advirtio por los profesionales a cargo -psicologos psiquiatras e investigadores- la manipulación a la que fue sometida por su madre. Varios de los hijos adoptivos de Mia Farrow se suicidaron por no soportar la vida de presión y manipulación a la que eran sometidos. La figura de Woody en una familia tan desestructurada acaba siendo un Edipo para una de sus hijas -Soon Yi, adoptada ya mayor- que acaba yendose con el, escapando de una "madre" manipuladora y eso promueve todas las acusaciones y manipulaciones de su ex enloquecida por celos, a modo de venganza".

Pese a que en la instrucción del caso se desestimó la declaración de la pequeña Dylan dado que quedó claro que su testimonio había sido construido al dictado por un adulto con gran capacidad de sugestión y que se le había entrenado para repetirlo, que Allen se sometió al detector de mentiras y que la niñera a cargo de Dylan había declarado que el día del supuesto abuso no había perdido a la niña de vista durante más de cinco minutos, el director neoyorkino ha visto empañada su imagen pública y todavía hoy sigue sufriendo las consecuencias de una falsa acusación: su última película, "A rainy day in New York", rodada hace dos años, no encuentra distribuidor, nadie quiere editar sus memorias y no ha encontrado en USA quien produzca más películas suyas (de un creador que es, recordemoslo, historia viva del cine), lo que le ha traído a la Península a rodar aquí su siguiente film, cuyo escenario es la ciudad de San Sebastián.

Los afines al terrorismo, que jamás condenaron los asesinatos
de 24 niños por ETA, ejerciendo de críticos cinematográficos,
policía de la moral y baremo del turismo cuantitativamente
aceptable. Porque ellos, en quien nadie ha delegado,
 lo valen ...
Solo que aquí quienes han tomado el relevo de la vengativa Farrow y sus corifeas del "MeeToo" han sido, sorpendentemente, varias organizaciones del mundillo separatista vasco, en particular Ernai, las juventudes de la izquierda aberzale, nacidas con el apoyo de presos de ETA, y que han cerrado filas con los habituales grupúsculos feministas que ejercen de "ofendidit@s" profesionales, llamando al boicot del rodaje de Mediapro en las calles donostiarras en un comunicado en el que califican a Woody Allen de "agresor y acosador sexual".

Ver a los partidarios del secuestro, la extorsión y el tiro en la nuca dictando lecciones de moral ... contra un creador que ha sido exculpado en dos ocasiones y no tiene causas abiertas produce pasmo, vergüenza y asco. También sorprende la complacencia de tanto moralista de tres al cuarto que da por buena la sentencia del populacho, cuando para ponernos puritanos y dar lecciones de moral al prójimo hay que estar muy seguros de la propia irreprochabilidad (solo que el irreprochable es el menos propenso a hacer reproches). ¿Acaso no se dan cuenta de que están colaborando con la programada destrucción de la presunción de inocencia del varón?

Allen se casó con la ahijada de su ex-pareja y sigue unido a ella hoy en día. Y la salvó de un hogar manipulador y asfixiante, en el que DOS de sus hermanos adoptivos acabaron suicidándose como única salida al clima de opresión y frustración que creaba una Mia Farrow que es todo un modelo de madre castradora de libro, aunque en su familia tampoco ha tenido buenas influencias: su propio hermano cumple condena por 39 cargos de abuso sexual a menores de entre 8 y 13 años ... La "loba herida" de esta historia debería haber estado más atenta a donde SÍ había pedofilia.

"Ama a quien quieras", lema del "Orgullo". Letra pequeña:
"... mientras nosotros, los puros e irreprochables, lo
aprobemos".
Detrás de los afanes moralizadores de los fariseos que agasajan con honores a los asesinos etarras que salen de la cárcel mientras condenan a un artista con mayúsculas sobre el que no pesa condena alguna late la turismofobia habitual en los independentistas. Así, en su abracadabrante comunicado hacen constar su exigencia de "la supresión de toda iniciativa encaminada a incrementar la afluencia turística en nuestra ciudad". Vamos, que no quieren proyección internacional para San Sebastián -sede de uno de los más importantes certámenes fílmicos del mundo-, y el estigma de pedófilo sobre Allen les facilita el jugar a "social justice warriors". Cuando hoy lunes una jauría vociferante se instale en el Paseo de la Concha para sabotear el rodaje, interrumpiendo la labor de uno de los mayores creadores cinematográficos de la actualidad, del director de fotografía Vittorio Storaro -habitual de Coppola, Bertolucci, responsable de la imagen de "Apocalypse Now" o "El último emperador"- y del equipo técnico y artístico que moviliza un largometraje de esta factura estaremos asistiendo a una nueva rebelión de las masas ... rebajadas a chusma y que reclama un nuevo Ortega y Gasset para analizarla.

Como sabía el filósofo madrileño, la masa es impulsiva, y la mueve la inercia, no la reflexión. Si alguno de los hipócritas que acusan a Allen fuera capaz de ella, quizá repararía en el adagio que afirma "cuando señalas a otro con el índice, otros tres dedos te apuntan a tí".

(posesodegerasa)

8 comentarios:

  1. Gran aporte Poseso, es lo que toca en esta época, una Inquisición con otra cara.
    Claro que algunos les parece bien, aunque digan que van contra el sistema:
    https://rafapal.com/2019/07/21/jovenes-indepedentistas-vascos-acosan-al-acusado-de-violar-a-sus-hijos-woody-allen-que-rueda-en-san-sebastian-bajo-patrocinio-de-las-autoridades/

    ResponderEliminar
  2. Las películas de este personaje son infumables, he crecido disfrutando de la era dorada del cine y me parece natural que su última película no encuentre salida al mercado, no es más que un Almodóvar de la vida

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amigo, si te parecen “infumables” joyas como “La rosa púrpura de El Cairo”, “Manhattan”, “Zelig” o “Broadway Danny Rose” lo siento por tí: estás excluído del disfrute de algo que ha sido fuente de goce estético para millones de espectadores.

      En todo caso, el boicot a Allen no responde a criterios de calidad, sino a la farisea represalia de quienes le han marginado ciscándose en una presunción de inocencia que ninguna investigación ni tribunal ha podido impugnar.

      Se le boicotea solo por las calumnias de una mujer resentida y manipuladora que ha encontrado en el río revuelto del #MeToo la ocasión de su venganza, y sobre la antijurídica base -CarmenCalvinista- de que todo testimonio femenino es la verdad definitiva.

      Eliminar
    2. "lo siento por tí: estás excluído del disfrute de algo que ha sido fuente de goce estético para millones de espectadores".
      Me parece bien que guste a muchos millones pero a mi tampoco me gusta, posiblemente no vemos la misma pelíula.
      Otro anónimo

      Eliminar
    3. Creo que la película es la misma, es la apreciación lo que cambia.

      Eliminar
  3. Debéis tener en cuenta que parte del rechazo que ha generado esta grabación no es por la turistofobia, sino por la muy mala gestión de la administración pública de la afluencia turística en la ciudad. Se trae y trae a más gente, pero no se regulan los alquileres ni se intenta descentralizar ese turismo y moverlo a otros lugares de la comarca.

    ResponderEliminar
  4. que no quieran que vaya nadie al pais vasco es lo logico
    Lo primero que hacen los maltratadores y las maltratadoras es aislar a sus victimas
    Al pueblo vasco les han castrado con el terror LEs han castradoe n tres fases 1 les han hecho VICTIMAS victimas del miedo cunao esoe miedo se torno insoportable le shan convertido en COMPLICES ( el "algo habra hecho" con el que remataban a los asesinados) y de esos complices muchos se volvieron VERDUGOS un contuebrnio que nosolo piensa ques una heroicidad masesianr a una persona indefensa por la espalda sino que ademas tien un totem absolutamente ajenoa Europa Nadie en Europa adora a una serpiente Nadie mas qu so vascos de ETA una serpiente empuñando un hacha o lo que es igual Satanas empuñando el hacha claro qu eson lso cachorros del pnv y de l racista sabino arana que puso en SU ikurriña la cruz verde decusata de la inquisicion española

    Un pueblo castrado ¿Que s e peude esperar de ellos? ¿Que se liberen y vuelban a ser vascos? Lo creo que puedan

    ResponderEliminar
  5. A mi lo que verdaderamente me llama la atención es que salgan a protestar contra este sionista , pero de lo de KOTE CABEZUDO Y ODON ELORZA NADA . Es mucho mas grave el caso de estos presuntos pederastas , pero por eso no se manifiestan . Otra prueba mas de lo manipulados que vivimos y como se encauzan las luchas para desestabilizar lo que las elites quieren .

    ResponderEliminar