domingo, 10 de febrero de 2019

EL MANUAL DE ACOCHINAMIENTO EN TABLAS DEL Dr. SÁNCHEZ


"Las cosas tan guayses que he escrito sin saberlo" descubre Pedrito

Con poco miramiento en cuanto a la elegancia estilística, pero más verdad que un santo cabreado, el portal Ácratas ha tomado el pulso de un modo admirablemente preciso al presidente de gobierno menos legítimo de la restaurada democracia, el funambulista "squatter" Pedro Sánchez "el cuestionable", cuyas andanzas literarias resultan tan falsas en cuanto a autoría como reveladoras en cuanto a su afán no ya de resistir, sino de sobrevivir al remedo de Apocalipsis que ha desatado, y respecto al cual empiezan a caer como piezas de dominó las líneas de defensa en las que va situando a su peones, Calvo, Tezanos, Celaá y lo que se tercie. Si uno es capaz de vivirlo desapasionadamente, el espectáculo servido es de no perderse detalle.

Pedro Sánchez-Saruman, echando un conjuro contra Pedro
Sánchez-Gandalf
El Doctor Sánchez acaba de publicar un libro (escrito por otro, en realidad, Irene Lozano, lo mismo que su tesis doctoral la escribió otro, Carlos Ocaña) cuyo título lo dice todo, no hace falta ni leerse el tocho que es basura empalmadora de egos: "Manual de Resistencia". Tras la marcha atrás o el "relatoris interruptus" de la ministra Calmen Calvo, la de Cabra, queda claro que Sánchez resiste sacrificando a los que le rodean. El ridículo de Calvo ha sido mayúsculo. Ha pasado de ponerle el chichi a Torra a romper relaciones porque se acaba de enterar de que los independentistas catalanes quieren montar su propia república mediante un referéndum de autodeterminación. Y ha publicado en tres folios todas las concesiones que estaba Sánchez dispuesto a hacerle a los independentistas: la Mesa de Partidos (suplantando al Congreso) y el Mediador entre Pares (quizás internacional).

Su libraco debiera titularse "Manual de acochinamiento en tablas", que es lo que hacen los toreros cuando se acoquinan y torean al morlaco pegados a la barrera para minimizar el riesgo de ser empitonados. Porque lo que ha hecho el Doctor es no decir ni pío, desaparecer como el Guadiana y lanzar a su ministra a los leones mediáticos.

Pero seamos cautos, y no como los editorialistas de los diarios de derechas, que se creen que las concesiones de Sánchez a los independentistas eran a cambio de su apoyo a los PGE. No, señores. Al doctor le importa un pito que se aprueben los Presupuestos. Es más, seguramente prefiere que ni se aprueben y echar la culpa de ello a la derecha, sin que se le descuadren demasiado las cuentas del Estado, de paso. Con prorrogar los PGE de Mariano "Sobres" Rajoy, le basta para llegar al 2020 y convocar elecciones el último día que la Ley permita.

La cuadratura del círculo se acerca, pecadores

El Doctor lo que quiere (¡a ver si os enteráis) es que los golpistas presos sean condenados cuanto antes y a cuantos más años, mejor. Necesita esas condenas para tener una mercadería que intercambiar --los indultos-- por su investidura. De hecho, si la Judicatura quisiera hacer política anti PSOE, no tendría más que dilatar el juicio y las condenas hasta mucho más allá de que Sánchez se vea obligado a convocar elecciones. Y el PSOE se hundiría sí o sí. Pero los magistrados del Supremo deben hacer su trabajo independientemente de la coyuntura política. Y Sánchez espera como agua de mayo que la sentencia llegue antes de la convocatoria electoral.

En campaña, propondrá el programa que no le dejaron poner en marcha en 2019 con sus PGE. Y si Tezanos tiene razón, sumará con Podemos y la pléyade de partidos nacionalistas, rupturistas e independentistas la mayoría absoluta del Congreso que lo invista presidente 4 años más a cambio del indulto general para todos los golpistas. La carambola a cinco bandas que no puede salirle bien, a menos que sea un billarista genial o tenga más potra que polla.

Conclusión: El Doctor Sánchez se ha acochinado hoy como un torero gallináceo y se ha conformado con la idea de gobernar sólo hasta mediados del 2020. Y luego, a casa como ex-Presidente del Gobierno de España.

Sin embargo, existe la posibilidad de que a Sánchez le salga bien el órdago que ni siquiera ha tenido los cojones de cantarle a los independentistas, pero que subyace en su cobardeo en tablas: Que los catalanes se den cuenta de que si no apoyan a los PGE están perdidos y reculen. No es la idea del chalado de Waterloo, al que le importan una mierda pinchada en un palo Cataluña y sus intereses; o del bipolar Torra. Pero es que la derecha, en cuanto llegue a La Moncloa, va a aplicarle a Cataluña un nuevo 155, esta vez "sine die", hasta que se desinfle el soufflé independentista por falta de bombeo del flujo de millones y millones de euros. Entonces, con los PGE aprobados, esperará Sánchez a que la Justicia haga su trabajo y ganar las elecciones como hemos explicado antes.

Si le sale bien, habrá que darle el Nobel de Estrategia. O la Copa del Mundo de Billar a cinco bandas.

(Visto en http://acratasnew.blogspot.com/)

4 comentarios:

  1. En el teatro las cosas suelen salir mas o menos bien como está previsto en el guión.

    ResponderEliminar
  2. Estamos tan escasos de lideres que nos abrazamos al primer plantamonas de turno que se nos presente, a este estúpido lo hicieron heroe todos los amargados y desamparados que un dia se pudieron identificar con él cuando el sistema estaba en su contra, los medios, los de su partido y los empresarios, dueños reales de las "democracias". Ahora que ya vemos sus verdaderas intenciones, personales que no sociales, que hacemos?

    Se atrinchera en el avión y a este imbecil no lo sacais ni con agua caliente, su sueño fué ese desde que un dia lo pusieron de segundo para guardar el asiento a la Gusana de abajo, pero les salio rana la princesa, perdón, "principe", y una vez probado el poder, ambición personal respetable, es capaz de vender España a cualquiera, el imbecil piensa no sin razón, como no voy a vender aquello que no es mio?

    Y en ello estamos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este, además de imbécil y embustero, es un traidor, lacayo de soros y demás malas hierbas, que, con tal de seguir atornillado a la poltrona, es capaz de vender a su padre y a su madre en un mismo lote.
      Lo malo es que en su empeño no le va a hacer ascos, no le va a importar una higa cargarse España e hipotecarnos el futuro a quienes aquí vivimos.

      Ojalá sea desalojado a patadas antes de que los destrozos sean irreparables...

      Eliminar
    2. Nunca hay que descartar que las cosas salgan como estaban previstas.
      ¿A quien perjudicaba el tercero? Antes y despues

      Eliminar