jueves, 3 de mayo de 2018

EL RESPETO A LAS LEYES



En los albores de nuestra civilización un tal Sócrates, el mejor de los atenienses al decir del oráculo de Delfos, prefirió someterse a una sentencia injusta antes que incumplir las leyes de la ciudad. Un gesto heroico, habida cuenta de que la sentencia era de muerte y contra su persona.

Un proceder diametralmente opuesto al de una analfabeta cultural y moral como Ada Colau, quien se permitió a sí misma un dictamen tan bárbaro como el afirmar que solo acataría las leyes que considerase justas.

Si bien nada es justo por ser ley (antes bien, algo debería ser ley por ser justo) vemos como hoy son legión quienes apresuran la desintegración de la sociedad al hacer de la disensión no una postura teórica, sino un desafío a la reglamentación de la convivencia que consta como vigente.

Rafael Catalá, alias "el bocas". No ha perdido ocasión de ha-
cerse notar como una populista y un irresponsable.
Figuras públicas que deberían constituirse en referente (no ya una regidora municipal, sino todo un ministro, nominalmente de justicia) se permiten ataques “ad hominem” a quienes divergen del pronunciamiento único, inequívoco y sin matices que dicta el fascismo social en boga por la boca crispada de quienes gritan como “zombies” a la parte acusadora “Yo te creo” sin especificar cuál de sus versiones de los hechos es la creída. Y creer a ojos ciegas a quien se contradice significa descreer de la razón, la lógica y la coherencia.

Vale que nada mas producirse los hechos la supuesta víctima pudo verse ofuscada y hacer una reconstrucción apresurada de lo sucedido en que llenase las lagunas de su memoria con lo que supuso que podía haber pasado. Pero dos años más tarde su relato está obligado a un rigor absoluto, pues cada laguna obliga a aplicar la presunción de inocencia a quien puede que hubiera hecho esto o aquello sin que conste sin lugar a dudas que lo hizo.

Todo esto sobrepasa la capacidad de comprensión de la horda “zombi” que solo puede entender lo simple, y aún así, si se le da bien mascado. Diríase que en su mente-Disneyland todo juicio garantista está de más, y debería ser sustituido por votaciones en Internet. La acusadora tiene razón porque es mujer y porque su caso ha suscitado indignación, y el indignado tiene la razón porque sí. La ideología de género (el hombre es culpable por principio) ha dejado paso a la teología de género (vox mulieri, vox Dei), y solo queda aplicar al pecador la pena más severa concebible, esté o no en las leyes.



A la sinrazón exacerbada que alimenta al #yo si te creo (aunque te contradigas) nada resulta tan molesto como los razonamientos complejos, como los que exhibe el voto particular del magistrado Ricardo González, objeto de un linchamiento mediático sin precedentes cuando lo objetable en su proceder son las formas (su suficiencia al dirigirse a la acusadora sin el respeto debido) y no el fondo, impecablemente argumentado aunque con alguna omisión significativa, como el dejar fuera de su alegato el robo del móvil y las tarjetas de la víctima o la declaración de intenciones que suponen los whatsapp previos de los neardentales sevillanos. Hay quien ha llegado a decir que hubiera podido unirse a la Manada en su asquerosa fiesta del portal dado que no veía en ella nada ilícito, como si su propuesta de absolución implicase concordancia alguna en gustos y aficiones con la jauría de los sementales sanfermineros. Y habrá que ver si la solidaridad que ha despertado en un gremio particularmente corporativista como el de las togas no actúa como aval para unos argumentos que en el próximo juicio (la sentencia ha sido recurrida) pueden ser determinantes para un fallo absolutorio: la justicia no puede basarse en actos de fe como el del #yo te creo (aunque te contradigas), sino en argumentos concluyentes.

La defensa tampoco ha empatizado mucho con la jauría manada.

Uno, que bastante tiene con las decisiones del día a día, celebra no tener que pronunciarse sobre una cuestión tan peliaguda como la que ha dirimido -de momento, y hasta que se celebre la apelación- el juzgado número cuatro de Pamplona. Pero yendo a lo esencial, veo claro que una chica demasiado joven y demasiado confiada -con esa euforia que da el “desfase” alcohólico- entró en un juego perverso que luego no pudo parar con cinco tiparracos que no iban a aceptar que se retirase dejándoles sin el postre anhelado. Y que hay indicios para sospechar que su arrepentimiento pudo no darse durante la “faena”, sino que ocurrió “a posteriori”. Si esos indicios fuesen evidencias, habría que absolver a los cafres de la Manada. Pero no hay evidencias, porque ningún relato de los protagonistas es prístino y sin sombras.

Tanta reserva respecto a una sentencia respetable para unos, inaceptable para otros, no compartida, acatada o atacada según intereses y polémica como pocas, llevan mi ánimo de nuevo a Sócrates, quien siempre exhortó a sus alumnos a cumplir las leyes, aunque también les instó a que fiscalizasen que estas fueran justas, estuviesen bien formuladas y buscasen el bien. Para él el ciudadano ejemplar era el que sometía su conducta a aquéllas, reservándose el derecho a criticarlas. Todo un referente en tiempos de prejuicios ignorantes y pasiones exacerbadas.

Para sentencias respetuosas las de los atenienses: te condenaban a muerte, pero
te suicidabas tú solito con cicuta. Y sin prisas.

La libre aceptación de su condena, pese a su monstruosa injusticia, resulta aún más admirable cuando reparamos en que, como relata Platón, la ciudad le ofreció una alternativa, el destierro, a la que rehusó acogerse. Sócrates era un hijo de Atenas al que el desarraigo y la lejanía de su comunidad le resultaba aún más indeseable que la muerte.

Decepciona tener que buscar ejemplos éticos tan lejos, dada la ciénaga moral en que se ha convertido nuestro presente.

(posesodegerasa)

5 comentarios:

  1. tambien Kant afirmaba que las leyes han d e cumplirse y obedecerse, aunque sean injustas

    Eso llevo a camtianos como Eichman(KAntiano hasta la médula) a obedecer las leeys y las ordenes de la alemania nazi ¿Fue juzgado por ello? JUzgado y condenado Entonces ¿En que quedamos"

    EL "respeto" que econde la expresion "la horda zombi" es una subreestimacion de uno mimo y una minusvaloracion de todos lso que no opinen lo queuno mismo que son "la horda zombi"

    la gente s emanifiesta contra loq ue perciben como un a injusticia ¿Hay q ue defender una injusticia porque sea dictada por jueces injustos al dictado de unas leyes injustas?

    LO que hay es que exigir que cambien esas leyes y que quien corresponda vigile a los jueces a su scapacidades asu entendimiento y a sus perversiones

    Porque se debe vigilar a los jueces = Pue sse es debe vigilar para noponer a juzgar a un pederasta los casos de pederastia ni a un pornopat ala violacion en grupo de una niña de 18 años Para eso se les ha de vigilar y controlar, ya digo; !quien corresponda" De hecho el CGPJ cobra para ello pues !que hagan su trabajo! y que lo hagan bien

    Pero volviendo a la smanifestaciones que levnata el ascazo de "la horda zombi" deneriamso preguntarsos si como afirma el corporativiso judicial esas manifestaciones van contra la justicia española o contra los putos politicos que tales leyes dictan

    porque, por ejemplo lo que si es una campaa falaz contra la justica española son la Horda d elso lazos aarillos Es una campaña de desprestigio orquestada y pagada con dinero publico previamente robado de las arcas publicas via "subvenciones"

    Ante ese ataque cierto, no existe unanimidad corporativa de las asociaciones de jueces abogados fiscales bla bla

    en España hay leyes injustas para el hombre y leyes injustas apra la mujer y leyes injustas para ambos Es un experimento controlado desde el poder, no es una casualidad Hay victimas y verdugos en ambos sexos A los verdugos se defiende mas y mejor con mas ahinco y mas tenacidad que a las victimas porque las leyes así lo exigen

    Las leyes son lo que son y valen lo que vales es decir tien el mismo valor que lso poliitcos canallas que las legislan No mas

    Eichman hay muchos todos tenmos vocacion de Eichman todos nso postramos alos pies de los politcos y de sus leyes coo si fueran Dios pero alguna vez, en algun lugar hay que decir basta


    alguien podria descrobir lo que ocurre con el hashtag #yo_no_soy_Eichman

    ...Si supiesen quien era Eichman

    De todas formas las organizaciones que controan las masas ya estan diluyendo la protesta !Faltaria mas! no van a permitir que la gente empiece a criticar a los verdaderos responsables de las leyes: Los Politicos

    ¿Que sucederá?

    todo quedara en un calenton ( remenber el mantra " no hay que legislar en caliente") y en la siguiente apelacion, los de la manada, a la calle a tomarse unas copas en Cap d'Agde, con el "Juez" del voto particular

    Ah! y los politicos; seguiran a lo suyo, cobrando religiosamente sus prebendas y dictando mas leyes para jodernos aun mas la vida

    Vale

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando una ley es injusta lo justo es desobedecer. Bien. Pero eso es logico cuando es tu caso y te afecta directamente a ti y conoces los hechos. No puedes ir por la vida diciendo que es justo y que es injusto para todo el mundo. Por que es y sera siempre imposible. Logicamente las leyes se deben ir revisando y logicamente hay que tener jueces lo mas imparciales posibles. Pero oye... esto es la humanidad y los errores se dan y se daran por seguro.

      Eliminar
    2. Vayamos por partes

      La Justicia es universal, también para las victimas Asi que vd, yo y cualquiera, puede y debe tener una idea de lo que es justo o injusto (no se minusvalore)

      Dicho esto desobedecer leyes injustas Y o no he hablado de desobedecer sino de:

      1) denunciar leyes injustas
      2) denunciar sentencias injustas
      3) evitar que puedan darse mas sentencias injustas
      4) exigir a nuestros políticos que cambien esas leyes injustas por otras justas o, al menos, mas justas

      Es decir he hablado justo de lo que nadie habla, del Punto 4

      Por otro lado la teoría que “vd no puede denunciar las injusticias de terceras partes porqu e vd no es el afectado” es otra de las leyes injustas que padecemos ( gracias also politicos) Es decir vd sabe de un delito pero como no es victima directa no puede denunciar ( eso está así en nuestro código penal) ¿Le parece vd justo? Posiblemente le parecerá justa esa aberración pero ,malas noticias, eso es que LOS POLITICOS le han lavado muy bien el cerebro. “Divide et impera”

      Si a vd no le conciernen los sufrimientos de su vecino, vd esta ayudando a los políticos a destruir la sociedad occidental

      Saludos

      Eliminar
  2. No he seguido mucho el caso, no tele, y seguro que me he enterado de pocas cosas; la primera ¿Por qué hay tres jueces juzgando? (Tenía entendido que cuando tienen ayudante se reparten los casos).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El abogado defensor habrá dicho otras cosas, se supone se juzgan los hechos no lo que son los que cometieron los hechos o su imagen.
      ¿Solo un abogado? Habla en plural. En los grupos cada uno tiene su rol y pueden tener responsabilidad e intereses contrapuestos.

      Eliminar