lunes, 11 de diciembre de 2017

EL ASESINATO DE JOHN F. KENNEDY 54 AÑOS DESPUÉS (3ª PARTE)



LA COEXISTENCIA PACÍFICA CON LA UNIÓN SOVIÉTICA

Superada la crisis de los misiles en Cuba, JFK llegó a la conclusión de que Estados Unidos y la Unión Soviética deberían avanzar hacia la coexistencia pacífica y crear un mundo libre del peligro de una guerra nuclear, algo en lo que coincidía con el Khrushchev que escribió: "En una guerra nuclear, aquellos que sobrevivan envidiarán a los muertos". La crisis cubana había acercado a ambos líderes. De hecho, poco después de convertirse en presidente, JFK envió una señal positiva a los líderes soviéticos. El 23 de marzo de 1961, tras apenas dos meses en el cargo, JFK emitió una declaración a favor de un Laos neutral, retirando así el apoyo norteamericano al gobernante militar "anticomunista" de Laos, que había sido instalado por la CIA y el Pentágono. También expresó la voluntad de los Estados Unidos de unirse a la conferencia internacional sobre Laos que tuvo lugar los dias 3 y 4 de junio de 1961, donde se encontró cara a cara con Jruschov y acordó con él respetar un Laos independiente y neutral. Este fue el único problema en el que estuvieron de acuerdo, pero fue un comienzo.

Quienes trabajaban en pos de una guerra en Indochina quedaron consternados cuando su joven presidente se negó a comprometer tropas estadounidenses en Cuba en abril de 1961 durante el fiasco de Bahía de Cochinos. El Alto Cabal y sus agentes querían una confrontación con la Unión Soviética, y estaban empeñados en frustrar todos los movimientos hacia una coexistencia genuinamente pacífica. Por lo tanto, su leal y firme agente Allen Dulles, un francmasón de 33º grado, el astuto y torcido Director de la CIA y sus hermanos del Pentágono presentaron un plan para atacar a la Unión Soviética a "fines de 1963 después de un período de intensas tensiones". ¿Cuál era el propósito de esta propuesta sin sentido? La destrucción de cualquier intento de una coexistencia pacífica. JFK estaba tan furioso por esta atroz propuesta que abandonó la reunión dirigiendo a Dean Rusk, su Secretario de Estado, un sarcástico: "Y nos llamamos a nosotros mismos la raza humana".

Independientemente de que los mandatarios soviéticos conocieran o no la propuesta de atacarlos, reanudaron las pruebas de armas termonucleares atmosféricas al mes siguiente. El 30 de agosto de 1961 la Unión Soviética hizo explotar una bomba de hidrógeno de 150 kilotones sobre Siberia. En los días siguientes, la U.R.S.S. probó dos bombas que obligaron a JFK a anunciar, el 5 de septiembre de 1961, la reanudación de los ensayos nucleares por parte de los Estados Unidos. Esto supuso un serio revés para el deseo de desarme de JFK. Sin embargo, tanto Krushchev como JFK tuvieron que lidiar con sus establecimientos militares mientras avanzaban a tientas en una situación incierta.

JFK se dirigió a la O.N.U. el 25 de septiembre de 1961 acerca del desarme. En dicho foro Illuminati creado por la banca internacional declaró:

"Las armas de guerra deben ser abolidas antes de que nos aniquilen ... Por lo tanto, es nuestra intención desafiar a la Unión Soviética, no a una carrera armamentista, sino a una carrera por la paz: avanzar paso a paso, etapa por etapa, hasta que se logre el desarme total y completo "

También afirmó que "las negociaciones sobre desarme se reanudarán rápidamente y continuarán sin interrupción, no hasta el acuerdo de un programa completo para el desarme general y completo, sino hasta su logro efectivo". Concluyó su discurso con las siguientes observaciones: "Juntos salvaremos nuestras planeta, o juntos moriremos en sus llamas. Podemos y debemos salvarlo, por lo que obtendremos el eterno agradecimiento de la humanidad ". ¿Cómo se atrevió a expresar un genuino deseo de genuino desarme y paz en un foro creado por aquellos que querían un estado esclavo mundial después de repetidos holocaustos? El foro de las Naciones Unidas no fue diseñado por quienes supuestamente lo crearon, sino para imponer la voluntad satánica de la Alta Cábala, la camarilla sionista masónica de los Illuminati, que diseñaba un planeta devastado por la guerra con decenas de millones de muertos y no el desarme parcial o completo o parcial.

El discurso de JFK en Nueva York provocó una respuesta de Khrushchev, que ahora intuía que JFK deseaba una paz genuina y que, a diferencia de sus predecesores, no era un agente de quienes defendían la guerra. Desde las costas del Mar Negro, Khrushchev escribió una carta personal de 26 páginas que aparentemente se ocultó a su propio personal militar y fue entregada por un agente de inteligencia al secretario de prensa de JFK, Peter Sallinger.

La carta había sido envuelta en un periódico y estaba fechada el 29 de septiembre de 1961, es decir, fue escrita cuatro días después del discurso de JFK en la ONU. La parte más significativa de la carta fue la que se refiere a su responsabilidad conjunta por la paz. Khrushchev comparó el globo terráqueo con:

"El Arca de Noé donde tanto el 'limpio' como el 'inmundo' encontraron santuario. Pero independientemente de quién se considere a sí mismo el 'limpio' o a quién se considera 'sucio', todos están igualmente interesados ​​en una cosa, y es que el Arca debe continuar con éxito su travesía. Y no tenemos otra alternativa: o vivimos en paz y cooperación para que el Arca se mantenga a flote, o de lo contrario se hunde ".

JFK respondió a la carta de Jrushchov el 16 de octubre de 1961 expresando su reconocimiento por la analogía del Arca de Noé. Agradeció a Khrushchev el iniciar esta correspondencia y aceptó el carácter secreto de la misma. Escribió: "Cualesquiera que sean nuestras diferencias, nuestra colaboración para mantener la paz es tan urgente, si no más urgente, que nuestra colaboración para ganar la última guerra". No obstante, hubo diferencias quedaron sin resolver. Khrushchev quedó consternado por la aprobación de la Operación Mangosta (30 de noviembre de 1961) por JFK, quien a su vez se molestó al descubrir la presencia de misiles rusos en suelo cubano. Ocho días antes de aprobarse la Operación Mangosta, JFK, mientras se negaba a enviar tropas a Vietnam, acordó enviar asesores militares y unidades de apoyo a la región. Probablemente aún no se había dado cuenta de que Vietnam era otra trampa, o tal vez estaba ajustándose a la presión de su liderazgo militar y de la CIA.

A pesar los acontecimientos, la crisis de los misiles acercó a JFK y Khruschev. Por la misma época, los generales estadounidenses, la CIA y sus amos, los banqueros satánico Illuminati, se dieron cuenta de que no podían someter a JFK mas que eliminándole. Algunos de los generales lo consideraban un traidor, otros un debilucho. Por ejemplo, el jefe del aire, el general Curtis LeMay, calificó la decisión de JFK de no atacar a Cuba como "la mayor derrota de nuestra historia". También agregó: "Tuvimos la oportunidad de expulsar a los comunistas de Cuba. Pero la administración estaba muerta de miedo podrían dispararnos un misil". La percepción de que JFK debería ser eliminado se hizo más firme cuando la élite se dio cuenta de que JFK se había vuelto muy popular, y que ganaría las próximas elecciones, lo que iba a dejar a los Estados Unidos fuera de Vietnam.

La dirección de la CIA y el ejército habían comenzado a ir por libre mientras JFK estaba explorando el entendimiento con Rusia como parte de sus esfuerzos por un mundo pacífico. Habían establecido varios grupos de revolucionarios cubanos como Alpha 66 y DRE. Estos grupos estaban dirigidos por el oficial de la CIA David Attlee Phillips bajo el seudónimo de Maurice Bishop. Comenzaron a atacar a los rusos dentro de Cuba, así como a los barcos soviéticos en los mares cubanos o en aguas abiertas amenazando la vida de ciudadanos soviéticos. Este fue un asunto muy grave. Peter Dale Scott escribe:

"Alpha 66 fue violentamente anti Kennedy en 1963. Con el apoyo activo de Henry Luce y Time-Life, que se dice que gastó un cuarto de millón de dólares, Alpha 66 se propuso atacar objetivos rusos en Cuba en un intento por romper la creciente convergencia de las políticas de los Estados Unidos y la Unión Soviética en el Caribe después del pulso nuclear de la crisis de los misiles de 1962. Cuando el presidente exigió por separado a Luce y los exiliados para que cesaran sus ataques, ambos rehusaron. El líder del equipo Alpha 66, Tony Veciana, rechazó públicamente al presidente y dijo que Alpha 66 continuaría. En todo caso, las actividades de Alpha 66 se intensificaron ".

Desobedecer públicamente al presidente de los Estados Unidos no era una cuestión baladí. La participación de Henry Luce indicó que el liderazgo de la sociedad secreta, es decir, los banqueros satánicos internacionales, estaban alentando y apoyando esto. Y al menos algunas secciones o secciones del ejército también se habían vuelto incontroladas. Cuando los soviéticos protestaron, JFK decidió poner fin a estas actividades. El 31 de marzo de 1963, el Departamento de Justicia, encabezado por su hermano Robert, impuso restricciones a los movimientos de los líderes rebeldes involucrados y confiscó los barcos utilizados en este hostigamiento. JFK también escribió a Jrushchov el 11 de abril de 1963:

"Los esfuerzos de este gobierno para reducir las tensiones han despertado, como saben, muchas críticas de algunos sectores de este país. Pero ni la crítica ni la oposición de ningún sector de nuestra sociedad podrán determinar las políticas de este Gobierno. En particular, no tengo la intención ni el deseo de invadir Cuba."

Los elementos rebeldes persistieron. Peter Dale Scott escribe:

"Hasta 1963 hubo informes de que las incursiones de Alpha 66, a pesar de la prohibición de Kennedy, eran toleradas por rangos de nivel medio de la Marina de los EE. UU. De hecho, parece probable que, al mismo tiempo, el Ejército de EE. UU. utilizara Alpha 66 operativamente ".

La acción de JFK para detener las actividades de los rebeldes cubanos generó un intenso resentimiento entre ellos. La CIA pudo explotar este resentimiento en el plan de asesinato de JFK. Irónicamente, Tony Veciana, declaró al joven presidente un traidor en 1963. Pero posteriormente pudo conocer la trama de la CIA y revisó su opinión sobre él. Declaró al Comité Selecto de la Cámara de Asesinatos en 1977 que había visto a David Attlee Phillips hablando con Lee Harvey Oswald, el supuesto autor del asesinato de JFK. En 1979, Veciana sobrevivió a un intento de asesinato: recibió un disparo en la cabeza. A partir de entonces permaneció en silencio por un largo tiempo. Pero en 2013 afirmó:

"En realidad, lo que sucedió ese día [22 de noviembre de 1963] fue un golpe de estado". La muerte del presidente Kennedy fue el resultado de una conspiración planeada por operativos de la CIA apoyados por un puñado de oficiales militares de alto rango y miembros de la mafia. Creían que el presidente Kennedy era un traidor que había puesto en peligro la seguridad nacional mediante el establecimiento de una política exterior de diálogo y conciliación con los enemigos tradicionales de los Estados Unidos ".

Veciana también declaró que fue solo más tarde cuando se dio cuenta de que "JFK era un gran hombre y un gran presidente que tenía una gran visión para este país y el mundo". En 2013 Veciana tenía 86 años, y dijo que no podía abandonar el mundo sin pagar este tributo a JFK.

Mujahid Kamran
(Fuente: Veterans Today, traducción: Astillas de realidad)

3 comentarios:

  1. Volviendo al tema
    Una cosa que no fue baladi eran las creencias del Sr Kennedy Era Católico lo que quiere decir que no era de la religion adecuada

    Cualqueira al que le hayan comido el tarro ( la mayoria) sabe que el catolicismo es malo malisismo y que los buenos son los iluminati, los masones y hasta Dulles en persona fue un santo varon ¿que no lo sabian?

    Kennedy era un conspirador católico ¿como no iban a matarle?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cargó contra las sociedades secretas que dominan el mundo y acabaron por cargarselo a él. ¿Quien podria tener tanto poder como para hacer que desaparecieran los dos escoltas delanteros del sequito que acompañaba al vehiculo del presidente de EEUU? Esa es la cuestión. Saludos!

      Eliminar
    2. ¿Y quienes pueden apiolar a dos fiscales y enviar al hospital a un juez que les investiga?

      Adivinen

      Eliminar