lunes, 12 de junio de 2017

PROGRESISMO O CERRILIDAD


El concienciado gentío que intentó el viernes impedir que el público entrase
a ver el espectáculo legal por el que habían pagado. Por las bravas, en un pro-
ceder digno del más rancio fascismo de antaño. 

España sigue siendo el país en que hacerte la víctima te legitima -al parecer- para impedir al prójimo ejercer sus derechos. Volvió a ocurrir el viernes, cuando una concentración convocada por el colectivo feminista y LGBTI no se limitó a concentrarse en protesta por el humor supuestamente machista de Jorge Cremades, sino que intentó impedir a los asistentes a su espectáculo "Te odio, pero como amigo" el entrar a la sala donde iba a tener lugar. Como cuando la Falange acosaba a los que iban a ver Gilda al cine, solo que ya han pasado más de 70 años de eso. Y seguimos igual.

Imagen de uno de los cortos del "humorista"
Da la impresión de que hay una generación que no ha entendido para nada la libertad de expresión y su mayor característica: que a veces jode. Es esa gente que a la primera de cambio te dicen que “`prohibirían” Sálvame o que quitarían Eurovision porque no es verdadera cultura … Con lo fácil que es no verlo, hay que ver el coñazo que dan … Si me parece mal que se multe a tuiteros por hacer chistes, también me parece de pena que se impida ver a Cremades. Eso tiene un nombre y se llama cen-su-ra. Ejercida por ciudadanos y no por el estado, pero censura es.

Que yo tenga que estar explicando conceptos tan simples para recordarle a cierto sector de la población que no hay nada más sagrado que la libertad de expresión (aunque joda) es terrible. Como terrible es que tenga que aclarar (por si las moscas) que por supuesto creo que la libertad de expresión tiene como limite el delito o la apología del delito. Lo que tengo claro es que en esta espiral de susceptibilidades y censuras, los que más vamos a perder somos nosotros. Y nos vamos a arrepentir durante toda nuestra vida.

Que yo tenga que estar explicando conceptos tan simples para recordarle a cierto sector de la izquierda que no hay nada más sagrado que la libertad de expresión (aunque joda) es terrible. Como terrible es que tenga que aclarar (por si las moscas) que por supuesto creo que la libertad de expresión tiene como limite el delito o la apología del delito. Lo que tengo claro es que en esta espiral de susceptibilidades y censuras, los que más vamos a perder somos nosotros. Y nos vamos a arrepentir durante toda nuestra vida.

No te gusta Cremades, no lo veas, como si no te gusta el matrimonio gay, no te cases. El concepto es el mismo. La ley del embudo para estos casos no vale. Ni la mandíbula de cristal con el puño de hierro. O jugamos todos o alguien (facha) va a dar un puñetazo en la mesa y nos quedaremos sin jugar. Y eso va a joder. Mucho,.Más que un chiste de Cremades.

¡Qué difícil se está poniendo ir al teatro!
Y como parece que en esto de los límites del humor hay que volver al principio de todo para explicar conceptos básicos, vayamos al siglo XVIII y recordemos una frase que NO dijo Voltaire

(sino Evelyn Beatrice Hall)

No estoy de acuerdo con lo que dices, pero defenderé con mi vida tu derecho a decirlo

(Fuente: http://atrozconleche.com/)

Y, por aquello de contextualizar, aquí va uno de los videos que tanta polémica ha causado por su supuesta homofobia:

¿Es pa´tanto?

3 comentarios:

  1. en España la gente cada vez tiene actitudes mas fascistas y lo increible es que no saben que es fascismo

    Cualquier "colectivo" que defieanda cualquier cosa ( eso da lo mismo) se arroga el derechod eimponer su vision a todos los demas y realizar actos de boicot y de acoso a personas o espectaculos

    Y todo el mundo lo ve estupendamente ¿?¿?

    Lo dea ieologias da igual cualqueir pretexto es bueno para insultar acosar y despeus agredir El objetivo ultimo qu eprohiban lo que tu quieres que prohiban

    La ada colau importo los escraches de argentina Pablo iglesias, antes de "ser alguien", lo utilizo conra rosa diez en la universidad los chicos de la "presunta" izquierda no dejan hablar en la universidad a quien no les guste a ellos. Los animalistas otro tanto, los okupas lo mismo, los Catalanistas y Vasquistas de los Apartheid, tambien ... todos quieren prohibir lo que no les gusta o lo que a ellos les viene mal

    Parece que esos actos depende de quien lo haga para que se llame fascismo

    ¿Se imaginan a unos hooligans del VOX acosando insultando y agrediendo a Pablo Iglesias o a Pedro Sanchez?¿entonces eso ¿seria fascismo?

    Pues no, es fascismo en todos los casos, lo haga quien lo haga


    deberiamos tener mas cuidado con eso de imponer nuestra vision o gustos a los demas prohibiendo lo que no nos guste, porque eso.... es fascismo


    ResponderEliminar
  2. Estamos hartos de fanáticos !!Este colectivo ha pasado de pedir llibertad para ellos a querer que seamos todos gays.

    ResponderEliminar
  3. Y porque nadie desaloja a esa gente,están obstaculizando la puerta del teatro.¿Si fuera el congreso de los diputados pasaría lo mismo?

    ResponderEliminar