sábado, 23 de febrero de 2013

EL DERROCHE EN CAJA NAVARRA, EJEMPLO DEL DESPILFARRO NACIONAL


Poco a poco se siguen conociendo nuevos datos de las prácticas que han llevado a Caja Navarra (CAN) a su desaparición como entidad financiera y a que se convierta en una fundación que se limitará a gestionar su obra social desde CaixaBank.

Según ha informado Radio Euskadi, los responsables de la CAN compraron sillas de más 5.000 euros cada una y encargaron un perfume exclusivo para aromatizar las oficinas de la entidad.

En concreto, las sillas, de la marca Fritz Hansen, eran adquiridas para los despachos y las salas de reuniones de los ejecutivos de la CAN. La firma vendió diferentes modelos de 5.000 y 3.000 euros.

Los directivos también quisieron que todas las oficinas de la CAN olieran de una forma exclusiva, por lo que encargaron una fragancia al perfumista Dario Sirerol, quien patentó"Aromacan", un perfume con base de tierra húmeda con esencias exóticas procedentes del Cetro de Atlas y de Virginia y de flores mimosas.

El propio Sirerol explicó en su momento que el objetivo del perfume era fidelizar a los clientes: "Pienso que los tres sentidos que tenemos arrinconados, el olfato, el tacto y el gusto, pasan a tomar las grandes decisiones aunque sea de forma subliminal".

Viajes de lujo a París

A finales de enero, la asociación de consumidores y contribuyentes Kontuz denunció asimismo que el consejero de Política Social del Gobierno foral Iñigo Alli organizó viajes de lujo a cuenta de la CAN cuando era directivo de la institución.

La asociación ha asegurado que la CAN invitó a 150 personas a París, y contrató 20 helicópteros para que pudieran ver la ciudad desde el cielo.

Además, para ir a la capital francesa, cogieron un avión privado, allí se alojaron en hoteles de cinco estrellas y comieron en restaurantes de lujo. Esos invitados eran empresarios, miembros de la directiva de Caja Navarra y sus parejas.

Cuando se realizó el viaje a París, en 2007, Miguel Sanz presidía la CAN, y Yolanda Barcinaera la responsable de la comisión de control. Según Kontuz, en esa época se organizaron hasta tres viajes a Londres y Berlín a cuenta de los ahorradores de la CAN.

El exdirector de Caja Navarra Enrique Goñi comparececió el martes en el Parlamento de Navarra para dar explicaciones. El miércoles de la semana pasada se supo además que la Audiencia Nacional investigará el caso Caja Navarra.

Caja Navarra pasó de valer 1.200 millones de euros en 2009 a tener un valor de 180 millones de euros en 2012.

(Fuente: http://www.eitb.com/)

No hay comentarios:

Publicar un comentario