sábado, 25 de febrero de 2012

IÑAKI "EL ESPABILADO" EMPIEZA A CANTAR ANTE EL JUEZ

Primera comparecencia de Iñaki "Hurtangarín" en el Juzgado y la cosa ya está al rojo vivo: Efe informa de que Urdangarin reconoció que el Rey de España le pidió que dejara sus actividades en 2006. Y no cuela que no le hiciera caso por problemas de audición, que la sordera que alegó para librarse del servicio militar ya se le había curado "milagrosamente".

Y digo yo (que me guío por el principio "piensa mal ... y te quedarás corto"), si el Rey quiso que su yerno dejara los negocietes que se traía entre manos, ¿Cuál sería la razón? Como este "blog" ha documentado sobradamente, todos los miembros, cónyuges y "ad-lateres" de la Sagrada Familia Real tienen actividades económicas cuya remuneración va de lo sobrado a lo pródigo, así que las opciones, en pura lógica, son: a) malquiere a su hija Cristina y en un arrebato de maldad la quiso excluír del disfrute de la opípara situación económica que goza el resto de la tropa borbónica; b) le daba envidia la pujanza económica de su yerno o c) sabedor del trinque en que incurría el matrimonio "Hurtangarín" prefirió disimular y alejar de sí a tran trincona rama de la familia. La hipótesis a) se desacredita por su propio peso: el exilio dorado en Washington, con multimillonario puesto ejecutivo en Telefónica, desmiente la exclusión de Cristinita "sin pecado concebida" del disfrute de lo robado al españolito medio (medio tonto, si aún cree en la inocencia de la infanta más agraciada, la cual gastaba cada mes más de 3000 € de dinero público "desviado"); luego quedan las hipótesis b) y c), o, lo que es lo mismo, o su Majestad no admite competencia en lo suyo o es un encubridor de delitos económicos de lo más serio. Decida el lector qué posibilidad le revuelve más las tripas.

Luego está lo de poner a dos de sus hijos, cuando éstos tenían tres y cuatro años, como socios en Namaste S. L. para que ellos también tuvieran así su tajada del pastel (Imagino sus intervenciones en el consejo de administración: "No me guta"; "Torres, feo" o "Tero caca" serían las más acordes con su experiencia financiera). Vamos, un fraude de Ley de manual.

Incluso si al final el sujeto éste resuelta absuelto al "estilo Camps" (como dijo Papá Juan Carlos Palito, "la justicia es igual para todos" ... los de su cuerda), o se declaran prescritos sus delitos, Iñaki ha dejado a la vista la impresentabilidad moral de nuestra monarquía. A ver si al final el balonmanista va a ser más eficaz que Napoleón Bonaparte, que el general Serrano y que las municipales del 31 a la hora de librar a este país de los Borbones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario