lunes, 26 de diciembre de 2011

A DIFERENCIA DE GRIEGOS E ITALIANOS, LOS ESPAÑOLES HAN VOTADO SER INTERVENIDOS

.


Como preludio a los drásticos recortes ("política de contención del gasto", en el argot político) que la Élite financiera ha ordenado hacer al gobierno de Rajoy, y de los que inevitablemente tendremos noticia tan pronto pasen estas fechas de aturdimiento consumista, nos vamos enterando de quiénes son los ministros que van a hacerle el trabajo sucio al FMI, al Banco Central Europeo y al Club Bilderberg que, no nos engañemos, son quienes tiran de los hilos de la situación actual, poniendo y quitando gobiernos a su conveniencia.

Ellos son quienes han decidido que los jefes de gobierno elegidos por los votantes en Italia y Grecia no eran ya útiles a sus planes, y los han sustituído por miembros de la Comisión Trilateral vinculados a Goldman Sachs, esos "tecnócratas" que van a conducir a los ciudadanos a la esclavitud "por su bien", y cuyos portavoces incluso se permiten echar unas lagrimitas de cocodrilo al explicar cómo van a reducir el poder adquisitivo y la prosperidad de sus súbditos (que no representados, dado que su puesto lo ocupan merced a un golpe de Estado "de facto"). ¿Qué diferencia la situación de España de las de las otras y castigadas penínsulas mediterráneas? Pues que aquí, originales como siempre, hemos ofrecido en bandeja de plata nuestra cabeza al verdugo guardando escrupulosamente las formas democráticas, puesto que quienes van a ofrendar el sacrificio de nuestra prosperidad al ávido Baal de los mercados financieros han sido refrendados, y por mayoría absoluta, por las urnas. Este blog ya advirtió hace quince días (y perdón por la autocita):

"La cacareada "excepción española" puede consistir, al final, en que ni siquiera haga falta descabezar al gobierno salido de las urnas si él solito se aviene a colocar a los "tecnócratas" en los puestos clave para consumar esta gigantesca estafa financiera. De hecho, ya se habla de Luis de Guindos como probable Ministro de Economía de Rajoy. ¿Su aval para el puesto? Es un ex-directivo de Lehman Brothers".

Por cierto, Luis de Guindos es ya ministro de Economía. Del resto del gabinete pronto hablaremos, puesto que vamos a tener tecnocracía hasta hartarnos (eso sí, la servil prensa gubernamental se extasía glosando la "preparación" de esta tropa). De momento tenemos fotos, reseñas y gestos de "elegante traspaso de poderes". Luego, en enero, los recortes, los sacrificios y la frustración. SOMOS ya, en este momento, un país intervenido. Con nuestra democrática colaboración. Resignados, como si no hubiera alternativa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario