lunes, 28 de enero de 2019

ALGUNOS DE LOS ‘CASOS AISLADOS’ DE VIOLENCIA FEMINISTA DE 2018 QUE LOS MEDIOS NO TE CONTARÁN


Hay que repetirlo: no matan "los hombres" o "las mujeres". Matan los asesi-
nos, cuyo número se reparte entre ambos sexos.

Si algo nos ha quedado claro en 2018 es que la ideología de género sigue aprovechándose de los estigmas para crear diferencias sociales. Mientras el Congreso aprobaba la ley de Violencia de Género, que rompe con la igualdad entre hombres y mujeres convirtiendo automáticamente a la mujer en víctima, violando la presunción de inocencia del hombre y olvidando a tantas otras víctimas de violencia dentro del ámbito familiar, los casos mediáticos de denuncias falsas y de asesinatos cometidos por mujeres aumentaban.

Ana Julia Quezada, madrastra del pequeño Gabriel Cruz, al
que estranguló en febrero del pasado año
Si bien es cierto que en España seguimos teniendo casos terribles de violencia doméstica que han conllevado la muerte de 44 mujeres, las mujeres no han sido las únicas que lo han sufrido. Muy lejos de la idea que se pretende extender desde ciertos lobbies feministas financiados, esa que hace indicar que en las mujeres vivimos permanentemente amenazadas de muerte por los hombres, están los datos que revelan que la violencia intrafamiliar no es una cuestión de géneros sino de personas; es decir, tanto hombres como mujeres son agresores y ambos, víctimas.

Ni todos los hombres son potenciales asesinos, ni todas las mujeres son seres de luz.

A continuación hemos realizado un pequeña recopilación para demostrar que la violencia no tiene género, recordando algunos de los casos más sonados pese al silencio interesado de los medios.
































Sabemos que alguno de estos asesinatos serán justificados por el coro de misándricas como actos en defensa propia, aunque ninguno de los detalles de estos casos han trascendido como para poder formar un juicio de valor. No se saben las circunstancias ni los motivos reales que llevaron a estas asesinas a acabar con la vida de sus víctimas.

Lo que sí está claro es que hay muchos seres de luz bastante oscuros y además, reincidentes. ¿Y qué hace la ley de Violencia de género por estas víctimas? Nada, porque no son mujeres. Qué importante es que dejemos de hablar de géneros cuando de lo que hablamos es de violencia.

¿Será 2019 el año en el que creamos de verdad en la igualdad?

(Fuente: https://cazadebunkers.wordpress.com/)

2 comentarios:

  1. Estamos gobernados por el mal.Todo el mundo tiene que tenerlo claro, nos engañan a diario haciéndonos creer que el sistema se preocupa por cada uno de los habitantes de este planeta, pero la realidad es que somos morralla para los que controlan el tinglado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto Alfonso, somos ni más ni menos que gentiles.

      Eliminar