lunes, 18 de septiembre de 2017

LOS NACIONALISMOS PERIFÉRICOS DE LA PENÍNSULA IBÉRICA (1): GALICIA



Las raíces de los pequeños nacionalismos que han crecido desde el siglo XIX dentro del «Estado español» no pueden ser más reaccionarias. De hecho, constituyen claros precedentes del fascismo, puesto que se adelantaron al mismo Hitler en usar el argumento de la supremacía racial. Igual que el padre del nazismo, los ideólogos de tales nacionalismos recibieron el influjo de la historiografía romántica de mediados del siglo XIX que se inventó una serie de mitos (celtismo, arianismo, etc.) para justificar el dominio de la «raza blanca» en el mundo en una época en la que el imperialismo europeo alcanzaba su culmen.


Así, el mito del celtismo fue especialmente cultivado por el nacionalismo gallego desde la época del llamado «Rexurdimento» en el siglo XIX. Para empezar habría que precisar que las evidencias históricas demuestran que, en primer lugar, los «celtas» fueron un pueblo o conjunto de pueblos de la II Edad del Hierro de los que apenas sabemos nada porque nada dejaron escrito y que hoy día los historiadores sólo hablan de «celtas» en el caso de las culturas de Hallstat y La Tène (ambas ubicadas en Centroeuropa), y que, en segundo lugar, Galicia no era más celta que el resto de la Península Ibérica, si acaso algo menos, pues se cree que fue celtizada leve y tardíamente por pueblos que venían de la Meseta Norte (lugar donde tenemos uno de los pocos vestigios de una cultura con características similares a las de Hallstat o La Tène: los vetones de los Toros de Guisando en Ávila.

"El gallego es un pueblo numeroso y superior por
ser por entero céltico", Manuel Murguía dixit.
Una prueba incontestable de que la ascendencia celta de los gallegos es un mito es que la lengua gallega forma parte del grupo de las de lenguas romances, es decir, derivadas del latín, como el castellano, y no al grupo de las lenguas célticas al que pertenece el gaélico.

Pero todo esto trae sin cuidado al nacionalismo que, irracional por naturaleza, sólo está interesado en aglomerar al mayor número de adeptos posibles en torno de mitos nacionales apelando al más ciego sentimentalismo.

Sea como fuere, los nacionalistas del «Rexurdimento» fabricaron una imagen mítica de una Galicia, de sangre aria al descender de celtas y suevos (un pueblo germánico que se asentó en el noroeste peninsular tras el hundimiento del Imperio Romano). Por supuesto, para los nacionalistas gallegos ninguno de los otros pueblos que se asentaron en Galicia dejó huella alguna en ella. Según Manuel Murguía, padre del galleguismo y marido de Rosalía de Castro, el pueblo gallego «por el lenguaje, por la religión, por el arte, por la raza (...) está ligado estrechamente a la grande y nobilísima familia ariana».

Por su parte, ya en pleno siglo XX Alfonso Castelao, otro destacado teórico galleguista, extendió el odio racista de Murguía también a los gitanos, quienes, según aquél, habían infectado con su sangre impura el centro y, sobre todo, el sur de la península (curiosamente el norte de España al completo, queda excluido de su exabrupto). Dejemos que se explique:

Alfonso Castelao, el galleguista que venía del
Partido Conservador de Maura
«Lo que el mundo distingue como “español” ya no es “castellano”; es “andaluz”, que tampoco es andaluz sino gitano. A este respecto hay que decir que no negamos la hondura cultural de Andalucía, solamente comparable a la nuestra; pero es que allí los fondos antiguos de mayor civilización están ahogados por la presencia de una raza nómada y mal avenida con el trabajo. “Estos son unos hombres errantes y ladrones” —decía el padre Sarmiento—; y si nosotros no apoyamos tan duro juicio, nos mostramos satisfechos de no contar con este gremio en nuestra tierra. El caso es que los gitanos monopolizan la sal y la gracia de España y que los españoles se vuelven locos por parecer gitanos como antes se volvían locos por ser godos. La cosa está en consagrar como español todo cuanto sea indigno de serlo. (...) Pero... ¿Qué son la golferancia y el señoritismo sino un remedo de la gitanería? ¿Qué es el flamenquismo sino la capa bárbara en que se ahogaron los fondos tradicionales de España, la cáscara imperial y austriaca, los harapos piojosos de la delincuencia gitana? Hoy el irrintzi vasco, el renchillido montañés, el ijujú astur, el aturuxo gallego y el apupo portugués están vencidos por el afeminado Olé ... Pues bien; los gallegos espantaremos de nuestro país la “plaga de Egipto” aunque se presente con recomendaciones ..., porque somos la antítesis de la golferancia y del señoritismo, de la gitanería y del torerismo.»

Pero lo que realmente saca de quicio a un nacionalista como Castelao es el mestizaje, y para muestra de ello he aquí un botón:

«Siendo Galicia el reino más antiguo de España le fue negada la capacidad para asistir a las cortes, y ésta es una ofensa imperdonable; pero peor ofensa fue la de someternos a Zamora —una ciudad fundada por gallegos, pero separada ya de nuestro reino y diferenciada étnicamente de nosotros—. Con razón el exaltado Vicetto escribió estas palabras: “¿Y quién le negaba (a Galicia) ese derecho de igualdad y solidaridad entre los demás pueblos peninsulares? Se lo negaba la canalla mestiza de gallegos y moros que constituía los modernos pueblos de Castilla, Extremadura, etc.; Se lo negaba, en fin, esa raza de impura, adulterada sangre”.»

Nótese que lo que en realidad molesta a Castelao no es que Galicia fuera excluida de las Cortes sino que los promotores de dicha exclusión fuera esa «canalla mestiza de gallegos y moros».

No obstante, quien se acercó más al nazismo fue el galleguista Vicente Risco. Beato recalcitrante, Risco combatió la II República por considerarla «atea» con la misma energía que abrazó el mito ario aplicado al pueblo gallego, de ahí que llegara a afirmar lo que sigue:

«Sea por la mejor adaptación a la tierra, sea por la superioridad de la raza, lo cierto es que ni la infiltración romana, ni la infiltración ibérica consiguieron destruir el predominio de elemento rubio centroeuropeo en el pueblo gallego.»

Por otra parte, en Risco vuelve a aparecer el antisemitismo visceral para el que llega a reconocer no hay justificación racional alguna pero, como hemos visto, nacionalismo y razón son conceptos que se excluyen mutuamente:

«El odio de las razas radica en un fondo del alma inatacable por el razonamiento. Es un instinto. (...) Y digo yo: ¿es posible que un sentimiento tan unánime contra los judíos no tenga una causa real? Tiene que tenerla. Todo instinto corresponde a una causa; el instinto atina siempre, adivina las causas.»

Vuelve a insistir Risco en la clave del pensamiento nacionalista de ayer y de hoy, a saber, en lo monstruoso del mestizaje que es lo que ha hecho a la impura sociedad mediterránea (la del resto de la Península) inferior a la Galicia aria:

«El mestizaje de las culturas, destructor, esterilizador de la personalidad individual y colectiva, no puede darse más que en pueblos inferiores o en pueblos decadentes, recaídos en la inferioridad.»

"Que nadie entienda tu idioma", un plus para todo nacionalis-
ta de pro. "Lo nuestro solo lo entendemos nosotros"
Y, en la misma onda que Castelao, exalta la pureza de sangre de los pueblos del norte de la península, especialmente, del pueblo vasco, hermanos de raza aria que cuentan con una poderosa barrera contra el sur mestizo: una lengua que sólo ellos entienden. En sus propias palabras,

«Los vascos tienen limpieza, dinero, instrucción, educación, bellas ciudades, teléfonos, carreteras asfaltadas; pero fijémonos bien en que tienen una conciencia nacional muy fuerte, una soberbia de raza primigenia y un idioma que nadie entiende excepto ellos.»

(Fuente: http://revistaamoryrabia.blogspot.com.es/)

14 comentarios:

  1. Mal llamados Nacionalismos por parte de los medios. En realidad son estatalismos. Eso si teneos encuenta lo que es NAción y Estado. Ahí nos damos cuenta que esa gente en realidad es estatalista.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El estatalismo tiene sentido cuando hay un estado, algo objetivado que crea vínculos políticos, económicos y administrativos. El nacionalismo anhela el estado, pero "per se" es más una filiación subjetiva, un sentimiento -fundado en razones o en deseos- de pertenencia a una comunidad histórica, cultural y étnica. Tuvo su momento histórico con esa hipertrofia de lo emocional que fue el Romanticismo, donde de hecho los nacionalismos italiano o alemán, pongo por caso, condujeron a la unificación bajo la forma de estado (y, en cuestión de décadas, algo digno de ser estudiado en términos de causa-efecto, al fascismo).

      Solo que los nacionalismos del siglo XIX aludidos cumplieron una función integradora, mientras que los que hoy padecemos por estos lares son desintegradores, etnicistas y un punto cerriles. Se fundamentan en mitos que no resisten ningún análisis riguroso y "puentean" la historiografía seria que podría deslegitimarlos. En realidad, los nacionalismos que trata esta entrada y las que seguirán a esta serie son una forma genuina de populismo.

      Eliminar
    2. A mi entender la Nación, además de territorio, es la sociedad civil. El Estado es el poder dividido en tres: ejecutivo, legislativo y judicial, además de la propia administración del mismo.
      Teniendo eso en cuenta, el nacionalista es el que actúa para favorecer a la nación, y el estatalista para favorecer al estado. Por eso mismo a estos de hoy en día les llamo estatalistas, porque lo que hacen NO es para favorecer a la nación, o sociedad civil, y sí para favorecer a un Estado, o intentar crear uno donde no lo hay. Ese es el objetivo de los mal llamados nacionalistas de ahora (además de sus intereses privados, que son obvios).

      Eliminar
  2. la ciencia desmontando los mitos fascistoides de la "raza superior".

    "El español es un pueblo muy homogéneo desde el punto de vista genético (mucho más que el italiano, por ejemplo) y más relacionado genéticamente con otros pueblos atlánticos como portugueses, franceses, irlandeses y escoceses que con pueblos mediterráneos."

    EL mapa genetico de Europa y España.

    http://jesusgonzalezfonseca.blogspot.com.es/2011/09/como-es-el-mapa-genetico-de-europa-y-de.html

    los nazis perifericos cada dia que pasa parecen mas ridiculos con su mitología imbeciloide.

    un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Repasen vds el racismo de Castelao ¿Es de recibo en el siglo XXI? no, es execrable

    Los naZionalismos perifericos TODOS ELLOS surgieron como un movimiento racista impulsado por las clases altas Pero ademas es que se racsmo Galleguista Vasquista o Catalanista va dirigido contra los españoles es decir de entrada contra ellos mismos

    Pero ellos se salvan a por el metodo de decir "No, es que nosostros no somos españoles" es decir ellos son de la "pata del cid" y una vez asi definida la raza superior Se le hace insufrible compartir el aire que respiran con esa otra raza apestosa que formamos el resto de los españoles

    Ese racismo infecto, que SOS racismo no se digna a denunciar, es el esquema basico del fascismo paranoico de eso naZionalismos

    ¿Como alguien en su sano juicio puede apoyar tal enormidad? Propaganda ese es el motivo Unospocos hijso de puta qu egobiernan esos movimientos han decidio que su negocio es aborregar a su rebaño para enfrnetarlo al reto del mundo y ellos robar todo lo que puedan

    Para empezar en España esos naZionalismos Racistas han destruido al izquierda se la han apropiado nos la han robado solo hay que ver las declaraciones delos gandes hijos de puta colocados al frente de la izquierda con lo del "derecho a decidir"

    En una democracia no hay ningun derecho a decidir sobre una propuesta fascista Y decidir sobre el Apartheid catalanista es una propuesta fascista y RACISTA

    ¿De que van estos hijos de la gran puta que se dicen de izquierdas y apoyan el fascismo supremacista catalanista?

    ResponderEliminar
  4. Los gallegos son tan tan tan celtas que para encontrar un rubio te las ves canutas,uno entre 50....sólo por eso ya se va al traste ese "celtismo".

    ResponderEliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. vale vale son todos vds celtas o celtisiimos en grado superlativo
      Y ahora reconocida su guapeza gentica ¿Eso les impide convivir con los demas? Hna sido españole sysocios fundadores de un monton de reinos peninculares incluido España desed el reinode galicia la de Asturias luego del reino de leon despues del reino de castilla y por ultimo del reino de España
      Emigraron vds a America como quienmas y fueron españoles asu manera como tantos otros españoles que tambienlo eran a su manera
      Ahora llega un pijo repijo yles die no hombr eno vds son Celtas no pueden seguir tomando copas con el resto de españoles porque vds son una raza aprte y ademas mejor No se me mezclen mas!! Y Vds ¿Se lo creen? y y a se creen qu e no son españoles?

      !!Hombre de Dios!! que ya estamos en el siglo XXI no en el XIX

      Lo mismo vale para vasquistas y catalanistas

      Eliminar
    2. Acepto lo de la influencia romana porque así mismo ocurrió con la Dacia tras su conquista,pero los estudios genéticos que aduce son extrapolables a la mayoría de población española,No sólo gallega.

      Eliminar
  6. Los nacionalistas parecen seguidores con mucha fe.
    Cada uno se debe aceptar como es y está donde está, nunca es razonable tirar piedras al propio tejado.

    ResponderEliminar
  7. les remito a un texto sobre lo que nos espera

    https://eladiofernandez.wordpress.com/2017/09/18/el-fin-de-las-autonomias-o-si-no-la-guerra/

    prestene especial atencion a lo que dice de las subvenciones a musulmanes y extrnajeros y lo que va asuceder cuando se acaben

    la unica solucion segun el texto la expulsion

    Otro dato en Europa se dice que en espeaña no hay paro lo que dicenpor ahi y aqui todo el mundo silencia es:

    "Tenemos cinco millones de extrnajeros y cuatro de parados asi que aqui no hay paro lo qu e tenemos son cuatro millones d e criados extranjeros que no nos podemos permitir "

    Solo podemos pagarnos 1 millon

    Criados extranjeros subvencionados por los servicios sociales

    Los servicios sociales estan para subvencionar a la CEOE sueldos baratos, lo que le pagan a cualquier español es para que el extranjero pueda seguir trabajando aqui

    Asi que ya lo saben tienen vds criados que no se pueden pagar Vds no estan en paro, Vds viven por encima de sus posibilidades

    ResponderEliminar
  8. La izquierda real sale a la palestra.

    ¡Basta ya!: La izquierda dice NO al procés

    "Sentimos un profundo desacuerdo con el procés porque Cataluña no tiene nada que ver con una nación colonizada u oprimida. Se trata de la región más desarrollada y rica del Estado, tiene un elevado nivel de autogobierno y otros territorios y culturas sufrieron, al menos, las misas arbitrariedades durante la dictadura de Franco. Consideramos que el discurso supremacista de los protagonistas procés está muy próximo, más allá de su barniz progresista, al discurso de sectores de la derecha europea en relación con los países del sur de Europa de los que desean desvincularse para poder cancelar toda forma de solidaridad territorial: no es casualidad que su utopía sea convertir a Cataluña “en la Finlandia del Mediterráneo”. El procés busca generar un choque de identidades similar al “choque de civilizaciones” que rechazamos pues ambos abordan los problemas complejos manipulando los instintos primarios de las clases más desfavorecidas. Rechazamos la tergiversación de la historia, así como la utilización de autores como Marx, Engels, o Lenin para legitimar un proyecto antisolidario destinado a dividir a las clases populares españolas."...Armando Fernández Steinko

    articulo completo en:

    https://asteinko.blogspot.com.es/2017/09/basta-ya-la-izquierda-dice-no-al-proces.html

    ResponderEliminar
  9. Entró en este blog frecuentemente y siempre me ha gustado la forma racional con la que se abordan los temas. En este momento estoy decepcionada y creo que hay un nacionalismo muy nocivo que es el español que es capaz de justificar cualquier imperialismo en su nombre. En la época de Castelao los maestros iban a las escuelas gallegas a maltratar a niños que hablaban gallego y hacerlos avergonzarse de su identidad. España nunca ha sido ejemplo de libertad ni para los hombres ni para los pueblos.

    ResponderEliminar