sábado, 6 de febrero de 2021

EL SARS COV ES UN VIRUS IMAGINARIO



La existencia del hipotético virus conocido como SARS-CoV-2, un concepto que ha sido utilizado por los controladores del Nuevo Orden Mundial (NWO) para paralizar el mundo, se vuelve cada vez más dudosa a medida que pasan los meses.

Aunque aquellos que creen en el culto COVID, tanto los que orquestaron la estafa como los que la secundan ciegamente, insistirán en que el virus es real, la verdad es que todavía no ha habido evidencia convincente o concluyente de que exista realmente.

No hay constancia científica del virus, tan solo una abstracción teórica digital hecha en una computadora a partir de una base de datos genómica. El virus nunca ha sido aislado, purificado, secuenciado ni caracterizado.

A continuación el lector puede considerar las diez razones por las que este blog hace una afirmación tan rotunda:

1.- El virus nunca ha sido aislado siguiendo los postulados de Koch o los postulados de River

Comenzaremos con esto, porque esta es la piedra angular de toda la estafa. Toda la siguiente información y evidencia se deriva del hecho de que los supuestos expertos nunca aislaron y purificaron el virus de acuerdo con el estándar de oro de los postulados de Koch, o incluso los postulados de River modificados. Los postulados de Koch son:

1. El microorganismo debe identificarse en todos los individuos afectados por la enfermedad, pero no en los sanos.
2. El microorganismo se puede aislar del individuo enfermo y crecer en cultivo.
3. Cuando se introduce en un individuo sano, el microorganismo cultivado debe causar enfermedad.
4. A continuación, el microorganismo debe volver a aislarse del hospedador experimental y comprobar que es idéntico al microorganismo original.

Los postulados de Rivers fueron propuestos por Thomas M. Rivers en 1973 para establecer el papel de un virus específico como causa de una enfermedad específica. Son modificaciones de los postulados de Koch. Son los siguientes:

1. El agente viral debe encontrarse en los fluidos corporales del hospedador (animal o vegetal) en el momento de la enfermedad o en las células que presentan lesiones específicas de esa enfermedad.
2. El material del huésped con el agente viral utilizado para inocular al huésped sano (organismo de prueba) debe estar libre de cualquier otro microorganismo.
3. El agente viral obtenido del huésped infectado debe producir la enfermedad específica en un huésped sano adecuado y / o proporcionar evidencia de infección al inducir la formación de anticuerpos específicos contra ese agente.
4. El material similar (partícula viral) del huésped recién infectado (organismo de prueba) debe aislarse y ser capaz de transmitir la enfermedad específica a otros huéspedes sanos.


Cualquiera sea el conjunto de postulados que se utilice, el SARS-CoV-2 no pasa la prueba. No se ha demostrado que el coronavirus SARS-CoV-2 (que supuestamente causa la enfermedad COVID-19) esté presente solo en personas enfermas y no en personas sanas. El Dr. Andrew Kaufman hace un gran trabajo explicándolo en este video:



El virus nunca se ha aislado, lo que debe hacerse con el equipo adecuado, como microscopios electrónicos, y no se puede lograr mediante tomografías computarizadas (como lo estaban usando los chinos) y la prueba defectuosa de RT-PCR.

El estudio del 24 de enero de 2020 publicado en el New England Journal of Medicine titulado Un nuevo coronavirus de pacientes con neumonía en China, 2019 describe cómo los científicos llegaron a la idea de COVID-19: tomaron muestras de líquido pulmonar y extrajeron ARN de ellas utilizando el Prueba de PCR. Admite que el coronavirus falló los postulados de Koch:

"Aún se necesita un mayor desarrollo de métodos precisos y rápidos para identificar patógenos respiratorios desconocidos ... nuestro estudio no cumple los postulados de Koch".


2.- El principal científico chino admitió que nunca aislaron el virus


Todas las afirmaciones de que se ha aislado el virus SARS-CoV-2 han resultado infundadas. Mientras tanto, los funcionarios han admitido que no lo han aislado. El epidemiólogo jefe del CDC (Centro para el Control de Enfermedades) chino, Wu Zunyou, lo reconoce ante la NBC en el siguiente vídeo:


3.- Los CDC declararon que no existe ninguna muestra aislada del virus

En su informe de julio de 2020 CDC 2019-Novel Coronavirus (2019-nCoV) Real-Time RT-PCR Diagnostic Panel, el CDC de EE.UU. admite que había estado realizando pruebas de PCR basadas no en un aislado viral real (una muestra real o espécimen tomado de un humano infectado), sino más bien "existencias" de "ARN transcrito" tomados de un banco de genes para "imitar un espécimen clínico":

“Dado que no había aislados de virus cuantificados de 2019-nCoV disponibles para uso de los CDC en el momento en que se desarrolló la prueba y se realizó este estudio, los ensayos diseñados para la detección del ARN de 2019-nCoV se probaron con cepas caracterizadas de ARN de longitud completa transcrito in vitro (Gen N; acceso de GenBank: MN908947.2) de título conocido (copias de ARN / μL) añadido a un diluyente que consiste en una suspensión de células A549 humanas y medio de transporte viral (VTM) para imitar la muestra clínica". (pág.43)

4.- Los CDC admitieron que crearon un virus digital de 30,000 pares de bases utilizando 37 pares de bases de muestra reales


Como se mencionó en mi artículo anterior "SARS-CoV-2: The Stitched Together, Frankenstein Virus", los CDC ya han admitido que el SARS-CoV-2 es un virus digital generado por computadora, no un virus vivo real. Como escribí:

“En otras palabras, es un virus Frankenstein que ha sido inventado y cosido usando secuencias de bases de datos genómicas (algunas virales, otras no). Nunca se ha purificado y aislado adecuadamente para que pueda secuenciarse de un extremo a otro una vez derivado de tejido vivo; en cambio, se ensambla digitalmente a partir de una base de datos informática. En este artículo, los científicos de los CDC afirman que tomaron solo 37 pares de bases de un genoma de 30,000 pares de bases, lo que significa que aproximadamente el 0.001% de la secuencia viral se deriva de muestras vivas reales o tejido corporal real. En otras palabras, tomaron estos 37 segmentos y los colocaron en un programa de computadora, que completó el resto de los pares de bases. Este paso de generación de computadoras constituye un fraude científico".

En este artículo "En el estudio de junio, los científicos de los CDC realizan dos afirmaciones acerca del COVID que destruyen la narrativa oficial", revelo cómo los CDC admitieron en su artículo que extrapolaron su virus imaginario. Aquí está la cita:

"Secuenciación del genoma completo

Diseñamos 37 pares de PCR anidadas que abarcan el genoma sobre la base de la secuencia de referencia del coronavirus (nº de acceso de GenBank NC045512). Extrajimos el ácido nucleico de los aislados y lo amplificamos mediante el uso de 37 PCR anidadas individuales".


Otra forma de decir esto es que el "virus" se ha construido utilizando una técnica llamada ensamblaje de novo, que es un método para construir genomas a partir de una gran cantidad de fragmentos de ADN (cortos o largos), sin un conocimiento a priori de la secuencia correcta u orden de esos fragmentos. Puedes leer más sobre esto aquí.

5.- El estudio europeo Corman-Drosten utilizó un genoma "in silico" de un virus "in silico"


El artículo original de Corman-Drosten admite que utilizaron una secuencia de virus teórica para todo su trabajo y cálculos. Ellos, al igual que los CDC y todos los gobiernos y agencias, afirman que esto se debe solo a que nunca hubo un aislado disponible. Me pregunto si alguno de estos científicos preguntó por qué el aislado nunca estuvo disponible.

"En el caso actual de 2019-nCoV, los aislados de virus o las muestras de pacientes infectados no han estado disponibles hasta ahora para la comunidad internacional de salud pública".

Se publicó un estudio posterior que destaca fallas fatales en el artículo de Corman-Drosten titulado "Revisión externa por pares de la prueba RT-PCR para detectar SARS-CoV-2 que revela 10 fallas científicas importantes a nivel molecular y metodológico: consecuencias de resultados falsos positivos. Destaca cómo los autores utilizaron secuencias in silico o teóricas de bancos de computadoras, no muestras reales aisladas de personas infectadas. “In silico” es pseudo-latino para “teórico”; En un lenguaje sencillo, los sinónimos de teórico son "imaginario" e "hipotético".

“El primer y mayor problema es que el nuevo Coronavirus SARS-CoV-2 (en la publicación denominada 2019 -nCoV y en febrero de 2020 denominada SARS-CoV-2 por un consorcio internacional de expertos en virus ) se basa en in silico (teórico) secuencias, suministradas por un laboratorio en China, porque en ese momento los autores no disponían de material de control del SARS infeccioso ("vivo") o inactivado -CoV- 2 ni del ARN genómico aislado del virus. Hasta la fecha, los autores no ha realizado ninguna validación basada en virus SARS-CoV-2 aislados o ARN de longitud completa de los mismos.

Sin embargo, estas secuencias in silico se utilizaron para desarrollar una metodología de prueba de RT-PCR para identificar el virus mencionado. Este modelo se basó en la suposición de que el nuevo virus es muy similar al SARS-CoV de 2003 (en adelante denominado SARS-CoV-1) ya que ambos son beta-coronavirus ... en resumen, un diseño que se basa simplemente en parientes genéticos cercanos no cumple el objetivo de una “prueba de diagnóstico sólida” como reactividad cruzada y, por lo tanto, inevitablemente se producirán como resultado falsos positivos. La validación solo se realizó con respecto a in silico secuencias (teóricas) y dentro del entorno de laboratorio, y no como se requiere para el diagnóstico in vitro con ARN viral genómico aislado. Este mismo hecho no ha cambiado incluso después de 10 meses de la introducción de la prueba en los diagnósticos de rutina"
.

6.- El gobierno del Reino Unido no pudo presentar pruebas


Los gobiernos de muchas naciones de todo el mundo tampoco parecían encontrar un virus real cuando se les desafiaba a hacerlo. Una nueva evidencia que demuestra que el "virus" se construye en una base de datos informática de un banco de genes digital proviene de Frances Leader, quien cuestionó a la MHRA (Agencia Reguladora de Medicamentos y Productos Sanitarios) del Reino Unido si se utilizó un virus real aislado para fabricar la vacuna COVID. Leader descubrió que los protocolos de la OMS que utilizó Pfizer para producir el ARNm no parecen identificar ninguna secuencia de nucleótidos que sea exclusiva del virus SARS-CoV-2. La científica preguntó si el "virus" era en realidad una secuencia genómica generada por computadora y, finalmente, la MHRA confirmó que no tenían una muestra real:

"La plantilla de ADN no proviene directamente de un virus aislado de una persona infectada".


En julio de 2020, un grupo de académicos preocupados escribió una carta al primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson, en la que le pedían que presentara pruebas científicas revisadas por pares de forma independiente que demostraran que el "virus" del SARS-CoV-2 había sido aislado. Hasta la fecha no han recibido respuesta. Del mismo modo, el investigador británico Andrew Johnson presentó una solicitud de libertad de información a Public Health England (PHE). Les pidió que le proporcionaran sus registros que describieran el aislamiento de un virus SARS-COV-2 al que respondieron:

"PHE puede confirmar que no tiene información de la forma requerida por su solicitud".


7.- Tampoco el gobierno australianoo pudo presentar pruebas

En otras naciones de la Commonwealth es exactamente la misma historia. En Australia, científicos del Instituto Doherty anunciaron falsamente que habían aislado el virus SARS-CoV-2. Cuando se les pidieron aclaraciones, los científicos dijeron:

"Tenemos secuencias cortas (de ARN) de la prueba de diagnóstico que se pueden utilizar en las pruebas de diagnóstico".

Quizás esta sea la razón de este descargo de responsabilidad del gobierno australiano:

"La confiabilidad de las pruebas COVID-19 es incierta debido a la base de evidencia limitada ... Hay evidencia limitada disponible para evaluar la precisión y la utilidad clínica de las pruebas COVID-19 disponibles".


8.- Tampoco el gobierno canadiense pudo presentar pruebas


La investigadora Christine Massey realizó una solicitud de libertación de información similar en Canadá, a la que el gobierno canadiense respondió:

"Habiendo completado una búsqueda exhaustiva, lamentamos informarle que no pudimos localizar ningún registro que respondiera a su solicitud".

9.- Más de 40 instituciones en todo el mundo no pueden responder la pregunta básica


De hecho, Christine Massey y su colega en Nueva Zelanda "han estado enviando solicitudes de Libertad de Información a varias instituciones en Canadá, Nueva Zelanda, Australia, Alemania, el Reino Unido, los EE. UU., Etc., buscando cualquier registro que describa el aislamiento de un" virus COVID-19 "(también conocido como" SARS-COV- 2 ”) de una muestra no adulterada tomada de un ser humano enfermo ... Al 16 de diciembre de 2020, más de 40 instituciones en Canadá, EE. UU., Nueva Zelanda, Australia, Reino Unido, Inglaterra, Escocia, Gales, Irlanda, Dinamarca y los CDC europeos han proporcionaron sus respuestas, y nadie pudo localizar ningún registro que describa el aislamiento de cualquier “virus COVID-19”, también conocido como “SARS-COV-2” directamente de un paciente enfermo”.

Massey publica sus respuestas aquí y aquí.

10.- Los coronavirus anteriores no se han aislado

La revista sanitaria española DSalud publicó un estupendo artículo en noviembre de 2020 titulado “Fraudes y falsedades en el ámbito médico” donde expone la falta de evidencia no solo para el aislamiento del SARS-CoV-2, sino también para el aislamiento de otros coronavirus pasado. La estafa es absoluta. Jon Rappoport ha hecho un gran trabajo al exponer cómo se desarrolló exactamente el mismo plan de estafa en la década de 1980 (con Fauci a cargo, liderando el fraude) cuando los científicos afirmaron que había un nuevo virus llamado VIH y que estaba causando el SIDA. La estafa de COVID imita en gran medida otras pandemias históricas falsas, como la pandemia de gripe porcina de 1976. El artículo de DSalud afirma:

“Las secuencias genéticas utilizadas en las PCR para detectar sospechas de SARS-CoV-2 y diagnosticar casos de enfermedad y muerte atribuidos a Covid-19 están presentes en decenas de secuencias del propio genoma humano y en las de unos cien microbios. Y eso incluye los iniciadores o cebadores, los fragmentos más extensos tomados al azar de su supuesto “genoma” e incluso los llamados “genes diana” supuestamente específicos del “nuevo coronavirus”. La prueba no tiene ningún valor y todos los resultados "positivos" obtenidos hasta ahora deben ser científicamente invalidados y comunicados a los afectados; y si han fallecido, a sus familiares. Stephen Bustin, uno de los principales expertos mundiales en PCR, de hecho dice que bajo ciertas condiciones, ¡cualquiera puede dar positivo!

Lo hemos estado advirtiendo desde marzo: no pueden realizarse pruebas específicas para un virus sin conocer los componentes del virus que está tratando de detectar. Y los componentes no se pueden conocer sin haber aislado y purificado previamente ese virus. Desde entonces seguimos acumulando evidencia de que nadie ha aislado el SARS-CoV-2 y, lo que es más importante, que nunca se podrá aislar … En este informe vamos a agregar los resultados de una investigación particular que hemos realizado a partir de los datos publicados sobre el presunto SARS-CoV-2 y sobre los protocolos avalados por la OMS para el uso de RT-PCR así como los datos correspondientes al resto de los “coronavirus humanos”. Y las conclusiones son tremendamente serias:

Su informe analizó los coronavirus humanos 229E (que se dice que se aisló en 1965), OC43 (en 1967), SARS-CoV (en 2003), NL63 (en 2004), HKU1 (en 2005) y MERS-CoV (en 2012). Y solo para repetir en caso de que se lo haya perdido: ¡descubrieron que las supuestas secuencias de SARS-CoV-2 se encuentran tanto en humanos como en bacterias! Esto significa que todos los diversos modelos in silico de SARS-CoV-2 contienen secuencias genéticas humanas existentes, por lo que no es de extrañar que las personas den positivo.

Conclusión: el culto COVID es un fraude y una superstición colosales


¿Cómo empezó todo ésto? Los científicos chinos tomaron muestras de líquido pulmonar y afirmaron que habían descubierto un virus nuevo o desconocido. La OMS de Gates-Rockefeller los respaldó. En el "Informe de situación del nuevo coronavirus 2019-nCov 1" afirman:

"Las autoridades chinas identificaron un nuevo tipo de coronavirus, que se aisló el 7 de enero de 2020 ... El 12 de enero de 2020, China compartió la secuencia genética del nuevo coronavirus para que los países la utilicen en el desarrollo de kits de diagnóstico específicos".

Con la evidencia presentada anteriormente, las afirmaciones y afirmaciones de la OMS son totalmente infundadas. Constituyen un fraude absoluto.

El mundo se ha cerrado por una mentira, una mentira fríamente calculada y cuidadosamente seleccionada, que fue simulada y armada durante décadas. El culto a COVID es una superstición irracional basada únicamente en secuencias virales in silico, teóricas, imaginarias. Sin embargo, las consecuencias en el mundo real para millones de personas que han sufrido estrés, desesperación, pobreza, desempleo, alcoholismo y suicidio son todo menos teóricas.


Makia Freeman
(Fuente: https://www.globalresearch.ca/)

4 comentarios:

  1. Todos los muertos por el virus son INCINERADOS o ENTERRADOS inmediatamente... mi pregunta SOLO para los creyentes borregos del sistema, ¿Ese "detalle", no te da para pensar o sospechar? Hoy soy "escueto", tampoco me ibais a entender.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. https://www.lapatilla.com/2021/01/26/la-resurreccion-de-dona-rogelia-declarada-muerta-por-coronavirus-la-lloraron-y-luego-la-hallaron-viva-en-su-cuarto/

      Eliminar
  2. Eso mismo de porque no se realizan autopsias le he dicho a un amigo y me responde que para que se va a gastar dinero en eso sí ya se sabe por qué se mueren, cómo está la gente de mediatizada.

    ResponderEliminar
  3. Cada vez es mas claro que es una estrategia de guerra planeada en decadas sucia corrupta y peligrosa contra los humanos a nivel mundial,tenemos que seguir despertando y pararlo,defendiendo nuestras libertades rechazando la Ley de Auschwit. , propuesta en el govierno de Galicia,
    Galicia somos todos despues vendran a por todos, animo nosotros somos millones ellos unos cientos.

    ResponderEliminar