viernes, 9 de marzo de 2018

LA PLATAFORMA GLOBAL CONTRA LAS GUERRAS DENUNCIA LA COMPLACENCIA DEL AYUNTAMIENTO DE MADRID CON EL YIHADISMO


(Hacer "click" sobre la imagen para ampliar)

Nos dirigimos a la a la alcaldesa doña Manuela Carmena ante la intención que ha mostrado de dedicarles una calle a los cómplices del terrorismo en Siria, los llamados Cascos Blancos (“White Helmets”).

"Cascos blancos" celebrando la masacre de leales al régimen
de Asad. Todo un gesto de humanitarismo.
En diciembre de 2016, ya apagaron las luces consistoriales “en señal de dolor por lo acontecido en Alepo”, dando a entender que fue arrasada por lo que llaman pérfido régimen de Damasco. Lo que ocurrió, y ya lo podía saber cualquiera hilvanando cabos, es que la ciudad fue liberada del yugo integrista, y la prueba está que ahora mismo ha vuelto a ser la ciudad próspera que siempre había sido. A diferencia de Trípoli (Libia), que tras la “altruista” mano de la OTAN y de sus aliados, llamados al igual que en Siria “rebeldes”, se ha convertido en un gigantesco mercado de esclavos, como ha recalcado incluso la prensa generalista occidental. Y referente a toda Libia en sí, desde la culminación de la intervención es un estado fallido.

Nos duele especialmente este blanqueamiento de acciones en una ciudad que ya sufrió un ataque terrorista yihadista, que causó doscientos muertos y que todavía guardamos en la memoria. Es inmoral condenar y combatir esta violencia aquí para luego financiar y sostenerlo en Oriente Medio. En Libia es sabido que como órgano de ordenamiento jurídico se implantó la sharía, que a buena parte de la ciudadanía le hizo saltar las alarmas sobre quiénes eran verdaderamente esos rebeldes a los que estaban apoyando. A ayuntamientos e instituciones no. No creemos que vayan a ser tontos, más bien, que están jugando a otra cosa. Siria, en cambio, sigue organizada y resistiendo y el precio que está pagando es carísimo. Y si no pueden derrocar al legítimo Gobierno Sirio por la vía militar, a los grandes medios de Occidente y a sus instituciones únicamente les queda dibujar el relato de una falsa victoria. Y que quede el poso en la opinión pública de que allí había una dictadura que gaseaba a sus conciudadanos ... y que si no ahora, habrá que intentar volver a invadir más tarde. Una mentira tras otra.

Casco blanco en compañía de los rebanacuellos a los que Occidente financia,
protege y califica de "rebeldes" en vez de lo que son: mercenarios y asesinos
al servicio de los intereses anglo-sionistas.

“La utilización propagandística de organizaciones no gubernamentales, supuestas o reales, en conflictos y operaciones de cambio de régimen, tiene una larga historia reciente, (..). Los “Cascos Blancos” de Siria han estado en el centro de una de esas acciones cuyo objetivo reciente, y frustrado, fue la campaña en pro del Premio Nobel de la Paz 2016”. El papel de las ONGs de la más variada índole está ahora en la picota por múltiples y repugnantes casos de corrupción y abusos sexuales. Pero también tienen que estar en el punto de mira porque son sospechosos, y a menudo claramente culpables, de manipular la información y a la opinión pública.

Los Cascos Blancos han protagonizado burdos montajes en la zona del conflicto, como el del falso herido al que socorrían, en un “mannequin challenge”, tan de moda en las redes sociales:




O como a la misma niña era “rescatada” en tres sitios distintos:


Si desconoce de lo que estamos hablando, señora alcaldesa, documéntese o más sencillo, apóyese en las referencias que le proporcionamos.” Los Cascos Blancos son usados por los principales medios de comunicación occidentales como una herramienta de propaganda antisiria. Esta función la cumplía el Ejército Sirio Libre antes de perder su utilidad. La organización existe como una tapadera de Occidente para financiar a grupos armados que operan en el norte del país árabe. Los activistas de la organización de una u otra manera participan en diversas acciones de intimidación, ejecuciones y masacres que tienen lugar dentro del territorio sirio. Los medios de comunicación afines a las autoridades sirias han publicado en varias ocasiones fotos y vídeos que indican la conexión de los Cascos Blancos con el Frente al Nusra y otros grupos yihadistas.” Ello es palpable en vídeos donde son cómplices de ejecuciones a la luz del día, o imágenes donde se ven a terroristas disfrazados de enfermeros.



Por todo ello, y por mucho más exigimos la retirada de la iniciativa de darles una calle, así como que renuncien a cualquier otra actividad pagada con nuestros impuestos de sutil apología del terrorismo y del imperialismo – a ello acaba desembocando todo lo citado – disfrazada de honesta acción humanitaria.

Atentamente: Plataforma Global Contra Las Guerras

(Fuente: https://agenciaafni.wordpress.com/)

4 comentarios:

  1. De acuerdo en todo, salvo que Madrid, sufriera un atentado yihadista (ni etarra):falsa bandera OTAN. Realmente vergonzoso y escandaloso que les pongan el nombre de una calle. Y recuerdo también al diario Público, cuando era en papel, con la portada en letras enormes que ponía: "Gadafi bombardea a la población"¡¡Perocuantos vasallos mamporreros y pesebreros!!

    ResponderEliminar
  2. Tengo la imagen de Carmena saliendo por la tele promocionando un monedero-colillero

    ResponderEliminar
  3. https://www.veteranstoday.com/2017/11/26/breaking-white-helmets-terrorist-hollywood-ties-proven-in-facebook-expose/

    ResponderEliminar
  4. creo que todavia hay imbeciles que no saben que aestos les paga Soros ( a los cascos blancos y a los de Podemos)

    Bueno a estos y a IU miren lo que dice Albertito Garzon de Soros

    http://www.iniciativacomunista.org/opinion-debate/979-soros-y-garzon-una-misma-pasion

    sucio peloteo del esclavo hacia el Amo

    ResponderEliminar