miércoles, 25 de enero de 2017

ESPAÑA: LAS (VERGONZOSAS) RAZONES DEL ENCARECIMIENTO DE LA ELECTRICIDAD



"Los monopolios de la electricidad son los verdaderos caciques de este país. Tienen el poder sobre los políticos. La política energética la han dictado siempre ellos y la quieren seguir dictando aunque sea a costa del interés general de los españoles. Tienen el control sobre la banca: no es que Iberdrola sea del BBVA, sino que el BBVA es de Iberdrola. Hablamos de más de 2.000 ó 3.000 políticos y algunos con tanta cara como Felipe González, que se permite ganar 200.000 euros en Gas Natural y mantener su sueldo de expresidente; o como Aznar y sus 300.000 euros en Endesa. Es la realidad caótica que ha generado el sistema eléctrico español. El monopolio de las eléctricas es el verdadero cáncer de este país." (Ángel Vadillo)


Si el lector atiende a la fuente del artículo que reproduzco puede pegar un respingo. No, no es una inocentada: una revista satírica publica el análisis más serio que podemos encontrar en un medio escrito acerca de las razones que han convertido la electricidad en España en un artículo de lujo. ¿Hace falta más para comprender cómo los medios oficiales, cuya  -merecidísima- pérdida de lectores es proporcional a su carencia de credibilidad, son meros propagandistas de los sinvergüenzas que nos gobiernan? 

La factura eléctrica ha batido un nuevo récord para las familias españolas durante los últimos días. La última explicación del ministro de Energía durante la semana de temporal de nieve y viento es que la electricidad se encarecía por falta de lluvia y viento.

"Entonces el bufón empezó a bromear en serio, y ahí
estaba en su elemento" (Tomás Moro: "Utopía")
Luego están los otros miembros del gobiernos, los analistas políticos, los periodistas, todos ellos nos explican cómo funciona la factura, por qué sube el precio, qué ha hecho cada gobierno ... aunque lo que está pasando es muy sencillo de entender.

En España hubo un tiempo que la electricidad la producía y distribuía el Estado a través de una empresa pública. No había ni accionistas ni directivos que pudieran ganar sueldos millonarios. Tampoco había interés en que esa empresa ganase mucho dinero, bastaba con que prestara su servicio de producción y suministro eléctrico a los ciudadanos y pagará los costes necesarios. En 1988 arranca su privatización y los sucesivos gobiernos del PSOE y el PP van liquidando lo que quedase de público en la empresa.

El resultado es que la electricidad ahora es el negocio de unas pocas empresas grandes que se reparten el pastel y procuran tener los máximos beneficios posibles a costa de los ciudadanos. Ya durante la crisis el precio de luz aumentó en España un 52%, el doble de la media europea.

El resultado es que las eléctricas ganaron en 2015 5.010 millones y muchas familias no pueden pagar la factura. Entonces las empresas eléctricas les cortan la luz, concretamente a 653.772 hogares. ¿Y cuál es el siguiente paso después de cortarles la luz? Pues la pérdida de calidad de vida, la precariedad, el frío, la desatención y, llegado el caso, la muerte. Según la ONU, la pobreza energética mata hasta 10.000 personas en España cada año.


Ahora cualquiera se preguntaría, ¿y cómo no toman medidas los diferentes gobiernos para que eso no suceda? Es decir, para que esas empresas y sus directivos no se forren a costa de la muerte de miles de personas que no pueden pagar la electricidad. Los gobiernos no hacen nada para evitarlo porque son las mismas personas que luego terminan embolsándose el dinero de las eléctricas. Tres de los cuatro ministros de Economía de los últimos veinte años han terminado cobrando decenas de miles de euros de la empresa que antes era de todos y ahora está privatizada, Endesa. Se hacían - y se hacen - llamar consejeros. Dice el actual ministro que a él no lo ha comprado ninguna eléctrica. Es verdad, no los compran cuando son ministros, es luego, cuando han hecho bien los deberes y dejan de ser ministros.

#VergüenzaNAZIonal: La energía del sol era gratuita hasta
que los psicópatas que nos gobiernan empezaron a cobrar
por ella siguiendo las órdenes de las eléctricas
Resumiendo, el Estado, es decir, todos nosotros, dejó de ser propietario en el sector bajo la excusa de lo que denominan liberalización, ahora se ha quedado en manos de un oligopolio de cinco empresas, de las que destacan tres, que se reparten el mercado, se inventan los costes y todos pagamos sin rechistar.

Pagamos la electricidad que consiguen con nuestros ríos, nuestro sol, nuestro viento o a costa de nuestra salud, ponemos a su disposición nuestras calles para que las tunelen, nuestras fachadas para que las cableen y nuestros campos para que los siembren de torres de alta tensión y, por si fuera poco, también debemos pagar los sueldos y finiquitos millonarios de sus directivos y los pufos de sus ruinosas inversiones.

En eso consiste lo que denominaron liberalización. Contratan a nuestros ministros cuando dejan el cargo como pago por gobernar para sus intereses mientras mueren miles de personas por no poder pagar la electricidad.

CorruPPSOE a mansalva. Eso sí, no dejes de votarles
Y, mientras tanto, cuando los gobiernos boliviano, venezolano o nicaragüense decidieron nacionalizar el suministro eléctrico para garantizar mejor servicio, más barato y con tarifas sociales para los más necesitados, un montón de gilipollas en España se escandalizaron y los llamaron dictadores.

Pascual Serrano
(Fuente: El Jueves; visto en https://es.sott.net/)

... ni de protestar contra quien promete acceso a las
energías libres. ¡Cuánto compatriota libre de los peligros
de la inteligencia!.¡Vivan las caenas!

4 comentarios:

  1. En el país del sol hemos llegado al absurdo de pagar un impuesto al sol ("gracias al pp") para desalentar a aquéllos que quieran ser autosuficientes energéticamente.
    Y a todo esto, los malditos lacayos de la UE y la troika, siempre tan prestos a "aconsejar" recortes en todo lo que afecta a nuestro bienestar (sueldos, pensiones, sanidad pública, etc.), siguen sordos, mudos y ciegos ante tamaño latrocinio.
    Los servicios básicos no se deberían haber privatizado jamás pero ése fue otro de los peajes para entrar en la UE, desmantelar los monopolios, en este caso, del Estado.
    La codicia y el egoísmo no conocen límites...

    ResponderEliminar
  2. comento que si no estas conectado a la red y tienes placas solares no pueden cobrarte el famoso impuesto....este impuesto es para engordar las cuentas de las compañias, debido según ellos a que siproduces tu energia en horas del dia, ellos tienen que resarcirse, cosa que no pasa cuando estas desligado del cable, ya que no tienen argumentos de perdidas, porque no soy cliente, llevo 5 años desconectado y feliz de la vida, contra el vicio de pedir, hay la virtud de no dar....un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo malo es cuando la virtud de no dar es con velas.
      Vean si pueden bajar la potencia

      Eliminar
  3. Nadie tiene derecho a vivir de los demás... y lo dicen los parásitos. ¡Que mundo!

    ResponderEliminar