martes, 30 de junio de 2015

LA LEY MORDAZA, INSTRUCCIONES DE USO



A partir de mañana, 1 de julio, España contará con una nueva Ley de Seguridad Ciudadana, más conocida como Ley Mordaza. La ley endurece las infracciones y sus correspondientes multas, e incorpora una veintena de nuevas faltas. Por ejemplo, los actos de desobediencia o resistencia a la autoridad pasarán de ser una infracción leve (en la Ley Orgánica 1/1992) a una infracción grave, penada con una multa de entre 601 euros y 30.000 euros (en la Ley Orgánica 4/2015).

La entrada en vigor de la ley, sobre la que pende un recurso de inconstitucionalidad presentado en mayo por la oposición al Partido Popular, ha generado duras críticas de organizaciones internacionales como la ONU, la Comisión Europea o Aministía Internacional, que la califica de “reforma legislativa que pone en riesgo la libertad de información y la protesta pacífica”.

Varias asociaciones españoles han lanzado un comunicado común dirigido a todos los españoles para que se posicionen “desobedeciendo activamente a estas leyes injustas” y difundan el comunicado para mostrar el “rechazo” a la ley mordaza.

La Ley Orgánica 4/2015 de Protección de la Seguridad Ciudadana toma como referente la Ley Orgánica 1/1992 sobre Protección de la Seguridad Ciudadana. Y, si se atiende a ambas leyes, encontramos que lo que antes eran sanciones graves, ahora son sanciones muy graves. Esto supone en primer lugar que la cuantía de la multa a pagar será mayor. Estos son los artículos de la ley:

INFRACCIONES MUY GRAVES (multas de 30.001 a 600.000 euros)

1. Las reuniones o manifestaciones no comunicadas o prohibidas en infraestructuras o instalaciones en las que se prestan servicios básicos para la comunidad o en sus inmediaciones, así como la intrusión en los recintos de éstas, incluido su sobrevuelo, cuando, en cualquiera de estos supuestos, se haya generado un riesgo para la vida o la integridad física de las personas. En el caso de las reuniones y manifestaciones serán responsables los organizadores o promotores.

2. La fabricación, reparación, almacenamiento, circulación, comercio, transporte, distribución, adquisición, certificación, enajenación o utilización de armas reglamentarias, explosivos catalogados, cartuchería o artículos pirotécnicos, incumpliendo la normativa de aplicación, careciendo de la documentación o autorización requeridas o excediendo los límites autorizados cuando tales conductas no sean constitutivas de delito así como la omisión, insuficiencia, o falta de eficacia de las medidas de seguridad o precauciones que resulten obligatorias, siempre que en tales actuaciones se causen perjuicios muy graves.

3. La celebración de espectáculos públicos o actividades recreativas quebrantando la prohibición o suspensión ordenada por la autoridad correspondiente por razones de seguridad pública.

4. La proyección de haces de luz, mediante cualquier tipo de dispositivo, sobre los pilotos o conductores de medios de transporte que puedan deslumbrarles o distraer su atención y provocar accidentes.

INFRACCIONES GRAVES (con multa de 601 a 30.000 euros)

1. La perturbación de la seguridad ciudadana en actos públicos, espectáculos deportivos o culturales, solemnidades y oficios religiosos u otras reuniones a las que asistan numerosas personas, cuando no sean constitutivas de infracción penal.

2. La perturbación grave de la seguridad ciudadana que se produzca con ocasión de reuniones o manifestaciones frente a las sedes del Congreso de los Diputados, el Senado y las asambleas legislativas de las comunidades autónomas, aunque no estuvieran reunidas, cuando no constituya infracción penal.

3. Causar desórdenes en las vías, espacios o establecimientos públicos, u obstaculizar la vía pública con mobiliario urbano, vehículos, contenedores, neumáticos u otros objetos, cuando en ambos casos se ocasione una alteración grave de la seguridad ciudadana.

4. Los actos de obstrucción que pretendan impedir a cualquier autoridad, empleado público o corporación oficial el ejercicio legítimo de sus funciones, el cumplimiento o la ejecución de acuerdos o resoluciones administrativas o judiciales, siempre que se produzcan al margen de los procedimientos legalmente establecidos y no sean constitutivos de delito.

5. Las acciones y omisiones que impidan u obstaculicen el funcionamiento de los servicios de emergencia, provocando o incrementando un riesgo para la vida o integridad de las personas o de daños en los bienes, o agravando las consecuencias del suceso que motive la actuación de aquéllos.

6. La desobediencia o la resistencia a la autoridad o a sus agentes en el ejercicio de sus funciones, cuando no sean constitutivas de delito, así como la negativa a identificarse a requerimiento de la autoridad o de sus agentes o la alegación de datos falsos o inexactos en los procesos de identificación.

7. La negativa a la disolución de reuniones y manifestaciones en lugares de tránsito público ordenada por la autoridad competente cuando concurran los supuestos del artículo 5 de la Ley Orgánica 9/1983, de 15 de julio.

8. La perturbación del desarrollo de una reunión o manifestación lícita, cuando no constituya infracción penal.

9. La intrusión en infraestructuras o instalaciones en las que se prestan servicios básicos para la comunidad, incluyendo su sobrevuelo, cuando se haya producido una interferencia grave en su funcionamiento.

10. Portar, exhibir o usar armas prohibidas, así como portar, exhibir o usar armas de modo negligente, temerario o intimidatorio, o fuera de los lugares habilitados para su uso, aún cuando en este último caso se tuviera licencia, siempre que dichas conductas no constituyan infracción penal.

11. La solicitud o aceptación por el demandante de servicios sexuales retribuidos en zonas de tránsito público en las proximidades de lugares destinados a su uso por menores, como centros educativos, parques infantiles o espacios de ocio accesibles a menores de edad, o cuando estas conductas, por el lugar en que se realicen, puedan generar un riesgo para la seguridad vial. Los agentes de la autoridad requerirán a las personas que ofrezcan estos servicios para que se abstengan de hacerlo en dichos lugares, informándoles de que la inobservancia de dicho requerimiento podría constituir una infracción del párrafo 6 de este artículo.

12. La fabricación, reparación, almacenamiento, circulación, comercio, transporte, distribución, adquisición, certificación, enajenación o utilización de armas reglamentarias, explosivos catalogados, cartuchería o artículos pirotécnicos, incumpliendo la normativa de aplicación, careciendo de la documentación o autorización requeridas o excediendo los límites autorizados cuando tales conductas no sean constitutivas de delito, así como la omisión, insuficiencia, o falta de eficacia de las medidas de seguridad o precauciones que resulten obligatorias.

13. La negativa de acceso o la obstrucción deliberada de las inspecciones o controles reglamentarios, establecidos conforme a lo dispuesto en esta Ley, en fábricas, locales, establecimientos, embarcaciones y aeronaves.

14. El uso público e indebido de uniformes, insignias o condecoraciones oficiales, o réplicas de los mismos, así como otros elementos del equipamiento de los cuerpos policiales o de los servicios de emergencia que puedan generar engaño acerca de la condición de quien los use, cuando no sea constitutivo de infracción penal.

15. La falta de colaboración con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad en la averiguación de delitos o en la prevención de acciones que puedan poner en riesgo la seguridad ciudadana en los supuestos previstos en el artículo 7.

16. El consumo o la tenencia ilícitos de drogas tóxicas, estupefacientes o sustancias psicotrópicas, aunque no estuvieran destinadas al tráfico, en lugares, vías, establecimientos públicos o transportes colectivos, así como el abandono de los instrumentos u otros efectos empleados para ello en los citados lugares.

17. El traslado de personas, con cualquier tipo de vehículo, con el objeto de facilitar a éstas el acceso a drogas tóxicas, estupefacientes o sustancias psicotrópicas, siempre que no constituya delito.

18. La ejecución de actos de plantación y cultivo ilícitos de drogas tóxicas, estupefacientes o sustancias psicotrópicas en lugares visibles al público, cuando no sean constitutivos de infracción penal.

19. La tolerancia del consumo ilegal o el tráfico de drogas tóxicas, estupefacientes o sustancias psicotrópicas en locales o establecimientos públicos o la falta de diligencia en orden a impedirlos por parte de los propietarios, administradores o encargados de los mismos.

20. La carencia de los registros previstos en esta Ley para las actividades con trascendencia para la seguridad ciudadana o la omisión de comunicaciones obligatorias.

21. La alegación de datos o circunstancias falsos para la obtención de las documentaciones previstas en esta Ley, siempre que no constituya infracción penal.

22. El incumplimiento de las restricciones a la navegación reglamentariamente impuestas a las embarcaciones de alta velocidad y aeronaves ligeras.

23. El uso no autorizado de imágenes o datos personales o profesionales de autoridades o miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad que pueda poner en peligro la seguridad personal o familiar de los agentes, de las instalaciones protegidas o en riesgo el éxito de una operación, con respeto al derecho fundamental a la información.

INFRACCIONES LEVES (multa de 100 a 600 euros)

1. La celebración de reuniones en lugares de tránsito público o de manifestaciones, incumpliendo lo preceptuado en los artículos 4.2, 8, 9, 10 y 11 de la Ley Orgánica 9/1983, de 15 de julio, cuya responsabilidad corresponderá a los organizadores o promotores.

2. La exhibición de objetos peligrosos para la vida e integridad física de las personas con ánimo intimidatorio, siempre que no constituya delito o infracción grave.

3. El incumplimiento de las restricciones de circulación peatonal o itinerario con ocasión de un acto público, reunión o manifestación, cuando provoquen alteraciones menores en el normal desarrollo de los mismos.

4. Las faltas de respeto y consideración cuyo destinatario sea un miembro de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad en el ejercicio de sus funciones de protección de la seguridad, cuando estas conductas no sean constitutivas de infracción penal.

5. La realización o incitación a la realización de actos que atenten contra la libertad e indemnidad sexual, o ejecutar actos de exhibición obscena, cuando no constituya infracción penal.

6. La proyección de haces de luz, mediante cualquier tipo de dispositivo, sobre miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad para impedir o dificultar el ejercicio de sus funciones.

7. La ocupación de cualquier inmueble, vivienda o edificio ajenos, o la permanencia en ellos, en ambos casos contra la voluntad de su propietario, arrendatario o titular de otro derecho sobre el mismo, cuando no sean constitutivas de infracción penal. Asimismo la ocupación de la vía pública con infracción de lo dispuesto por la Ley o contra la decisión adoptada en aplicación de aquella por la autoridad competente. Se entenderá incluida en este supuesto la ocupación de la vía pública para la venta ambulante no autorizada.

8. La omisión o la insuficiencia de medidas para garantizar la conservación de la documentación de armas y explosivos, así como la falta de denuncia de la pérdida o sustracción de la misma.

9. Las irregularidades en la cumplimentación de los registros previstos en esta Ley con trascendencia para la seguridad ciudadana, incluyendo la alegación de datos o circunstancias falsos o la omisión de comunicaciones obligatorias dentro de los plazos establecidos, siempre que no constituya infracción penal.

10. El incumplimiento de la obligación de obtener la documentación personal legalmente exigida, así como la omisión negligente de la denuncia de su sustracción o extravío.

11. La negligencia en la custodia y conservación de la documentación personal legalmente exigida, considerándose como tal la tercera y posteriores pérdidas o extravíos en el plazo de un año.

12. La negativa a entregar la documentación personal legalmente exigida cuando se hubiese acordado su retirada o retención.

13. Los daños o el deslucimiento de bienes muebles o inmuebles de uso o servicio público, así como de bienes muebles o inmuebles privados en la vía pública, cuando no constituyan infracción penal.

14. El escalamiento de edificios o monumentos sin autorización cuando exista un riesgo cierto de que se ocasionen daños a las personas o a los bienes.

15. La remoción de vallas, encintados u otros elementos fijos o móviles colocados por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad para delimitar perímetros de seguridad, aun con carácter preventivo, cuando no constituya infracción grave.

16. Dejar sueltos o en condiciones de causar daños animales feroces o dañinos, así como abandonar animales domésticos en condiciones en que pueda peligrar su vida.

17. El consumo de bebidas alcohólicas en lugares, vías, establecimientos o transportes públicos cuando perturbe gravemente la tranquilidad ciudadana.


(Fuente: http://kaosenlared.net/)

8 comentarios:

  1. LIBERTAD DE EXPRESION

    “Pobre voz confinada a ser oída en la nada”

    Voces encadenadas
    a silencio tan cruento,
    las almas condenadas,
    el callar es tormento.

    Obrar con libertad,
    garantía majestad,
    libertad de expresión,
    sueño de mí Nación.

    Obstruye el pensamiento
    la maldita censura,
    limita el intelecto,
    es del diablo su hechura.

    El miedo paraliza,
    el cerebro agoniza,
    pobres hombres silentes,
    todos son insipientes.

    Dictadura en la cumbre,
    ya se hizo costumbre,
    legislando se abraza
    la pinche “ley mordaza”.

    Prohibir información,
    cegar puntos de vista,
    la perversa intención
    de “estadistas” fascistas.

    Que la boca cerremos,
    quieren esos cabrones,
    que dientes apretemos,
    “chitón” a las razones.

    ¿Expresarte? . . . ¡jamás!,
    nada puedes decir,
    tal vez se escuchen más
    tus quejas al morir.

    El yugo del bozal
    llegó a la yugular,
    si te impiden hablar
    las ideas desangrar.

    Mas, el ser de conciencia
    no lo permitirá,
    pues perdiendo su esencia,
    a servil llegará.

    Un pueblo sometido
    siempre será vencido,
    represión del gobierno
    ¡mandémosla al averno!

    Venturoso aquel día,
    en que, sin cobardía,
    usemos la palabra
    sin censura macabra.

    Autor: Lic. Gonzalo Ramos Aranda
    México, Distrito Federal . . .
    Reg. SEP Indautor No. 03-2008-101313351700-01

    ResponderEliminar
  2. Desgraciadamente en la España de hoy en día cualquier
    comportamiento de desobediencia ciudadana civil al estilo de Mandela, Rosa Parks, Martin Luther King o Mahatma Gandhi por poner algunos ejemplos relevantes, altera profunda e intolerablemente el confort y los derechos supuestamente inalienables de la gente de orden, que con férrea mano y seco corazón sigue dirigiendo los destinos de este país como si el glorioso caudillo genocida no hubiera fallecido hace ya casi cuatro décadas. http://diario-de-un-ateo.blogspot.com.es/2013/12/mandela-era-simplemente-un-perroflauta.html

    ResponderEliminar
  3. Entre la españa de hace cuatro decadas y la de ahora, te aseguro que no me quedo con la de ahora.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con la España quiza si, pero ya va siendo hora de que nos lean lo que hemos perdido...
      Un, dos, tres, responda otra vez.

      Eliminar
  4. Por lo menos antes la gente tenía casa y trabajo, aparte de vacaciones y 14 pagas, sanidad, educación... Se lo están cargando todo, desde EE.UU. y el mercado europeo.
    En el 42, Gran Bretaña criticaba a Alemania, por creer en una economía europea, que evitase futuras guerras. Lugo fue Inglaterra (la tapadera de EE.UU. contra la URSS) la que contribuyo a crear la UE. Que desde siempre la UE era un diseño Anglo-Sajón, disfrazado de nacismo (cuando el Banco Alemán estaba controlado desde fuera).
    Lo increíble es que haya aguantado tanto tiempo, la burbuja de la inflación, desde la crisis inflacionista que se expandió en 1980 (cinco años después del nacionalismo franquista).
    España pasaba de medio millón a millón y medio de parados. Y en 2011 a 6 millones.
    Y gracias debemos a que nos han dado dinero para generar servicios, de otra forma España no habría tenido trabajo sin industria o exportaciones, que es lo que sucede en medio planeta y la cosa se ira agravando sin parar.
    La tecnología y el exceso de producción no van a cesar de eliminar mano de obra y comercio o consumo. Cada vez habrá mayor volumen de pobreza y carencia de valores, derechos o libertades.
    O la sociedad se vuelve solidaria (trabajar sin impuestos o conceptos obligatorios por economía) o la sociedad se volverá cada vez más sometida y miserable.
    Con la tecnología actual (tan primitiva en los dos últimos dos siglos, debido a las patentes prohibidas) y aún así no haría falta trabajar más de 2 o 3 horas diarias por persona. Con otra tecnología superior no haría falta trabajar más de media hora diaria, menos si se automatiza todo lo más posible. Lo cual, que va hacer la gente con tanto tiempo libre?.
    Ese es el miedo de algunos. Y de ahí el capitalismo, la inflación y los impuestos (crisis y guerras), religiones, etc.
    La educación y la cultura están totalmente erradas y desfasas.

    En la época de Napoleón se produjo la primera crisis industrial (y apenas existían industrias o comercios) la inflación y numerosas gente sin trabajo. La solución fue la guerra. La gente sin trabajo encontró ocupación, luchar, fabricar, armas, ropas y alimentos. Fue una evolución de lo que ya había sido el feudalismo en la edad media. A la guerra los que sobran.
    Que van hacer ahora con tanto parado o pobre en las próximas décadas. Las guerras están mal vistas y mal vendidas, quizás prefieran el control policial, las muertes por cáncer y desnutrición.
    Las numerosas dolencias o enfermedades que se irán produciendo por tantos tóxicos, vacunas y pesticidas.
    Aunque esto podría tener su lado positivo, el ADN mejorara y lo soportara todo, veremos luego que Harán.
    Continua...

    ResponderEliminar
  5. Que nadie se convierta en predicador o profeta, en 1993 ya se intua (popularmente) lo mal que se iva poner la cosa, al perder el comercio y la industria publica. Pero esto ya estaba previsto en los 50 o 60. En el periodo franquista ya era común en sentimiento de que España iba estar fatal en un comercio europeo (por lo que ha pasado, sin defensa militar, te despluman).

    La etapa franquista solo se vive hoy día en Irán y Corea del norte, nacionalismo y supervivencia con lo de uno propio. Los sajones se han ido cargado todos y cada uno de los nacionalismos, desde 1914 hasta la fecha. Pero ya había comenzó en 1500/1600, el protestantismo y la banca privada y la primera gran jugada fue Francia en 1789, que ayudo a representar el actual orden mundial, la economía e impuestos de papel moneda (La Usura). Comenzó en 1500 con la conversión del catolicismo al protestantismo, del nacionalismo al internacionalismo económico y social.
    Antes la gente podía cultivar para comer. La gente ahora, debido a los altos impuestos, esta perdiendo el acceso y las herencias de tierra, pronto no podrán ni trabajar el campo, en manos empresariales o políticas.
    Si el campo no se puede trabajar o comprar, y en las ciudades no ofrecen trabajo, que va hacer la gente? ofrecerán armas y lucha como era antaño?
    hay que tener dinero para generar comercio y consumo, tu produces algo en tu tierra, pero no tienes quien te lo compre, como pagaras impuestos o derechos de herencia? pues pronto no tendrás trabajo ni tierra para uno mismo vivir, la deuda y los impuestos te dejaran sin nada. Y esto es lo que esta comenzando a sucedes estos años y la situación se complica cada día más. Realmente tú tierra no es tuya y siempre habrás de pagar impuestos, tú y tus hijos o nietos (de por vida).
    Tienes que pedir un crédito para pagar derecho de propiedad y si el banco no te lo concede, adiós a la herencia familiar.

    Las tierras pasan del que menos tiene al que más tenga. El problema no era solo la vivienda común, la situación real es más grabe de lo que se pensaba.
    Nada es tuyo, no tienes derecho a nada (ni al agua) por todo pagas un alquiler. Vives para trabajar y pagar a otros. Lo peor es que no es por falta de trabajo, es solo por puro egoísmo y desconocimiento (miedo y vagancia). Trabajo hay parta todos, lo que se quiere evitar, es el desarrollo y las libertades, que todo el mundo sea libre y autosuficiente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Certero (y terrible) análisis, amigo. Entre el maquiavelismo de las élites y la desidia de la población estamos construyendo un mundo absurdo, inhumano y en el que cada vez cuesta más imaginar soluciones (no digo ya ponerlas en práctica). ¿Qué revolución enderezará esto?

      Eliminar
  6. Y EL REY QUE OPINA DE LA LEY MORDAZA ?

    ResponderEliminar