domingo, 10 de mayo de 2015

¿"LAPSUS" O CONFESIÓN?


El estado de semi-trance en que los políticos en campaña repiten como un mantra consignas, simplicidades y brindis demagógicos de cara a la galería empieza a traicionar a algunos: cada vez más ocurre que abren la boca y sueltan verdades como puños que sus partidarios interpretarán como errores y sus detractores como un ataque de sinceridad. Estos "brotes de honestidad" son, en todo caso, motivo de rechifla para aquellos a quienes nos aburre la farsa electoral y agradecemos el disparate fuera de guión. Va una antología que empieza con un candidato mejicano y nos trae luego a los "romepetechos" de aquí.





No hay comentarios:

Publicar un comentario