miércoles, 14 de enero de 2015

LAS 28 PÁGINAS QUE PODRÍAN CAMBIAR LA VISIÓN SOBRE EL 11-S



El mayor encubrimiento de la historia podría quedar al descubierto de prosperar el empeño de un grupo de congresistas estadounidenses que quieren desclasificar las páginas del informe de la Comisión del 11-S que apuntan a Arabia Saudita como financiadora de los atentados (en realidad, co-financiadora junto a la familia Bush).

Un grupo bipartidista de congresistas estadounidenses se ha unido a los familiares de las víctimas del 11-S para redoblar esfuerzos por desclasificar las 28 páginas de una investigación conjunta del Congreso sobre el mayor ataque terrorista contra Estados Unidos, páginas que, como informó en su momento "ABC News", fueron censuradas por el anterior presidente, George W. Bush.

"Ya no es ningún secreto que las veintiocho páginas del informe apuntan con el dedo acusador al Gobierno de Arabia Saudí como actor principal de los ataques terroristas", dijo el exsenador demócrata por Florida Bob Graham.

El informe en cuestión se denomina 'Investigación conjunta sobre las actividades de inteligencia antes y después de los ataques terroristas de septiembre de 2001', y fue realizado por comités de la Cámara y el Senado de EE.UU. en diciembre de 2002.

"La posición del Gobierno de Estados Unidos ha sido proteger a Arabia Saudita", sostuvo el exsenador Graham. Por su parte, Arabia Saudita ha negado reiteradamente cualquier implicación en los atentados.

"En prácticamente todos los pasos del proceso judicial, cuando el Gobierno de Estados Unidos fue llamado a tomar una posición, esta fue una posición adversa a los intereses de los ciudadanos de Estados Unidos que buscan la justicia, y de protección a un Gobierno que, a mi juicio, es el máximo responsable de aquella red de apoyo" a los terroristas, dijo Graham, refiriéndose a Arabia Saudita.

Recientemente la solicitud del congresista de Florida, Alan Grayson, de acceder al informe oficial sobre el 11-S fue denegada por el Comité de Inteligencia del Senado. Que ahora sean congresistas tanto republicanos como demócratas quienes hayan unido sus esfuerzos a las de las víctimas de los atentados en pos de divulgar la verdad parece que puede forzar al final la resistencia de quienes pretenden ocultar las complicidades de la familia Bush en la ejecución de los auto-atentados de septiembre de 2001.

(Fuente: RT)

No hay comentarios:

Publicar un comentario