domingo, 23 de noviembre de 2014

SEGÚN UN ESTUDIO DE PRINCETOWN, E.E.U.U. YA NO ES UNA DEMOCRACIA REAL



Preguntándose “quien realmente hace las reglas” los investigadores Martin Gilens y Benjamin I. argumentan que durante las últimas décadas el sistema político de Estados Unidos se ha transformado poco a poco de una democracia en una oligarquía, donde las élites ricas ejercen más poder.

Usando datos extraídos de más de 1.800 iniciativas políticas distintas entre 1981-2002, los dos concluyen que los individuos ricos, bien conectados en la escena política ahora dirigen el rumbo del país, sin tener en cuenta o incluso en contra de la voluntad de la mayoría de los votantes.

“El punto central que se desprende de nuestra investigación es que las élites económicas y los grupos organizados que representan intereses empresariales (léase lobbies) tienen efectos sustanciales en la política del gobierno de Estados Unidos”, escriben, “mientras que los grupos de interés de masas y los ciudadanos comunes tienen poca o ninguna influencia”.

Como ilustración, Gilens compara las preferencias políticas de los estadounidenses en el percentil 50 de ingresos a las preferencias de los estadounidenses en el percentil 90, así como los principales grupos de presión o de negocios. Ellos encuentran que en el gobierno, -ya sea republicano o demócrata- sigue más a menudo a las preferencias de este último grupo en lugar del primero.

Las investigaciones señalan que esto no es un nuevo desarrollo causado por, por ejemplo, las decisiones recientes de la Corte Suprema que permite más dinero en la política. A medida que los datos se remontan a la década de 1980, sugieren que esta ha sido una tendencia de largo plazo, y por lo tanto es más difícil para la mayoría de la gente percibirla, por no hablar de revertirla.

(Fuente: http://talkingpointsmemo.com/; visto en http://tonyfdez.blogspot.com.es/)

No hay comentarios:

Publicar un comentario