lunes, 29 de septiembre de 2014

GOBIERNOS DE TODO EL MUNDO ADMITEN QUE HAN RECURRIDO AL TERRORISMO "DE FALSA BANDERA"


Los gobiernos, siempre preocupándose porque los infor-
mativos tengan "chicha" (y en España, además, porque
las presentadoras monas puedan sentirse reinas)
El “terrorismo de falsa bandera” se puede definir como el ataque de un gobierno a su propio pueblo culpando a otro estado con el fin de justificar la guerra contra él. El término proviene de los viejos tiempos de la navegación, cuando un navío colgaba la bandera de su enemigo antes de atacar a otro barco de su propia marina.

Como demuestra la siguente lista -que está muy lejos de ser exhaustiva-, gobiernos de todo el mundo admiten que lo han practicado:

Un importante oficial de la SS nazi admitió en los juicios de Nuremberg que – bajo las órdenes del jefe de la Gestapo, Heinrich Himmler – él y algunos otros agentes nazis falsificaron los ataques contra su propio pueblo que culpaban a los polacos, para justificar la invasión de Polonia.

In dieser Parlament, niemand spricht mehr.
El general nazi Franz Halder también testificó en los juicios de Nuremberg que el líder nazi Hermann Goering admitió que prendió fuego al edificio del parlamento alemán, y luego culpó falsamente a los comunistas del incendio.

El líder soviético Nikita Khrushchev admitió por escrito que el Ejército Rojo de la Unión Soviética bombardeó la aldea rusa de Mainila en 1939, culpando del ataque a Finlandia, como base para el lanzamiento de la “Guerra de Invierno” contra el país vecino.

Israel admite que una célula terrorista israelí que operó en Egipto plantó bombas en varios edificios, incluyendo instalaciones diplomáticas de Estados Unidos, y luego dejó “pruebas” falsificadas que señalaban a los árabes como los culpables (una de las bombas detonó prematuramente, lo que permitió a los egipcios identificar a los terroristas).

La CIA admite que contrató a iraníes en la década de 1950 para hacerse pasar por comunistas en Irán con el fin de que el país se pusiera en contra de su primer ministro elegido democráticamente.

El primer ministro británico admitió que su secretario de Defensa, él y el presidente estadounidense Dwight Eisenhower aprobaron un plan en 1957 para llevar a cabo ataques en Siria y echarle la culpa al gobierno de aquél país como una manera de efectuar el cambio de régimen. Más de cinco décadas después vemos escenificarse un plan análogo para derrocar al presidente Assad.

El ex primer ministro de Italia, un juez italiano, y el ex jefe del contraespionaje italiano admitieron que la OTAN, con la ayuda del Pentágono y de la CIA, llevó a cabo atentados terroristas en Italia y otros países europeos en la década de 1950, culpando a los comunistas con el fin para conseguir el apoyo de la gente para con sus gobiernos en Europa en su lucha contra el comunismo . Como uno de los participantes en este programa declaró: “Había que atacar a civiles, personas, mujeres, niños, gente inocente, gente desconocida alejados de cualquier juego político. La razón era muy simple. Se suponía que iban a obligar a estas personas, el público italiano, a recurrir al Estado para pedir mayor seguridad “ (Italia y otros países europeos sometidos a la campaña de terror ya eran miembros de la OTAN antes de que ocurrieran los atentados).

Según admitió el gobierno de Estados Unidos, documentos recientemente desclasificados muestran que en la década de 1960, la Junta de Jefes de Estado Mayor estadounidense firmó un plan para hacer estallar aviones estadounidenses (utilizando un elaborado plan que implicaba el cambio de aviones), y también para cometer actos terroristas en suelo estadounidense para luego echarle la culpa a los cubanos con el fin de justificar una invasión de Cuba. Evidentemente, el 11-S, que sirvió de justificación para invadir Afganistán, fue una variante de aquél plan.

Dos años antes, el senador estadounidense George Smathers había sugerido que los EE.UU. llevarían a cabo “un falso ataque realizado en la Bahía de Guantánamo que nos daría la excusa para entrar y [derrocar a Castro]“.

Documentos del Departamento de Estado Oficial muestran que el jefe del Estado Mayor Conjunto y otros funcionarios de alto nivel discutieron la voladura de un consulado en la República Dominicana con el fin de justificar una invasión de ese país. Los planes no se llevaron a cabo, pero fueron discutidos como propuestas serias.

La NSA admite que mintió acerca de lo que realmente sucedió en el incidente del Golfo de Tonkin en 1964 … manipulación de los datos para que pareciera como los barcos de Vietnam del Norte disparaban a un barco de Estados Unidos, con el fin de crear una falsa justificación para la guerra de Vietnam.

El USS Liberty, un peón sacrificable para el Imperio.
La fuerza naval estadounidense concertó con la aviación israelí un ataque contra su propio buque espía, "U.S.S. Liberty", para culpar de su previsible hundimiento a Egipto, propiciando así la intervención directa de los Estados Unidos en la Guerra de los Seis Días. Solo la encarnizada resistencia del barco, al que ningún otro buque estadounidense auxilió, evitó la consumación del plan. El capitán acabó siendo condecorado en secreto bajo la condición de no revelar lo sucedido.

Un comité del Congreso estadounidense admitió que – como parte de su campaña “COINTELPRO” – el FBI había utilizado muchos provocadores en los años 1950 a 1970 para llevar a cabo actos violentos y culpar falsamente sobre activistas políticos

El Consejo de Sudáfrica para la Verdad y la Reconciliación encontró que, en 1989, la Oficina de Cooperación Civil (una rama secreta de la Fuerza de Defensa Sudafricana) contactó con un experto en explosivos y le pidió ” participar en una operación destinada a desacreditar al ANC [Congreso Nacional Africano] volando el vehículo de un oficial de investigación “, para señalar así la ANC como autora del atentado

Un diplomático argelino y varios oficiales del ejército argelino admiten que, en la década de 1990, el ejército argelino, masacró con frecuencia civiles y luego culpó a militantes islámicos por los asesinatos.

Adivinanza: ¿qué país empujó su propia independencia acu-
sando a la metropolí mediante un incidente de falsa bandera?
(Para responder, "googlear" "motín del Té" y "Boston")
Un equipo de investigación de Indonesia investigó violentos disturbios que se produjeron en 1998, y determinó que ”elementos del ejército habían participado en los disturbios, algunos de los cuales fueron provocados deliberadamente“.

Oficiales militares y de inteligencia rusos de alto rango admiten que el KGB hizo saltar edificios de apartamentos en Moscú, Buynaksk, y Volgodonsk en 1999 y echó la culpa a los chechenos, con el fin de justificar la invasión de la ex-república soviética.

De acuerdo con el Washington Post, la policía indonesia admite que el ejército del país mató a profesores estadounidenses en Papua en 2002 y culpó de los asesinatos a un grupo separatista con el fin de conseguir que el grupo apareciera como una organización terrorista.

El ex presidente de Indonesia, el muy respetado Abdurrahman Wahid, admitió en una entrevista que el gobierno probablemente tuvo un papel en los atentados de Bali

Según informó la BBC, el New York Times y Associated Press, funcionarios macedonios admitieron que el gobierno asesinó a siete inmigrantes pakistaníes a sangre fría y fingió que eran agentes de Al Qaeda que intentaban asesinar a un policía con el fin de unirse a la “guerra contra el terror“ con las ventajas que ello ha supuesto para muchos estados, particularmente dictaduras como la uzbeka cuyos abusos contra los derechos humanos han pasado de ser denunciados a ignorados.

Los "carabinieri" vengando a su manera los ataques ... realiza-
dos por sus propios compañeros. El país de Maquiavelo, oiga.
Altos mandos policiales en Génova, Italia, admitieron que en julio de 2001, en ​​la cumbre del G8 en Génova, plantaron dos cócteles molotov y falsificaron el apuñalamiento de un agente de la policía, con el fin de justificar la violenta represión contra los manifestantes

Aunque el FBI admite ahora que los ataques con ántrax 2001 se llevaron a cabo por uno o más científicos del gobierno de Estados Unidos, un alto funcionario del FBI afirma que el FBI en realidad culpó de los ataques con ántrax a Al Qaeda por sugerencia de funcionarios de la Casa Blanca. Los funcionarios del gobierno también confirman que la Casa Blanca trató de vincular el ántrax a Irak como una justificación para el cambio de régimen en ese país

Del mismo modo, EE.UU. señaló falsamente a Irak como parte implicada en los ataques del 11-S -como se muestra por un memorando del secretario de defensa- como una de las principales justificaciones para lanzar la guerra de Irak. Incluso después de que la Comisión 9/11 admitió que no había conexión, Dick Cheney peroró sobre la evidencia “abrumadora” de que Al Qaeda tenía relación con el régimen de Saddam Hussein. Altos funcionarios del gobierno de Estados Unidos ahora admiten que la guerra de Irak fue realmente lanzada por el petróleo … no por el 11-S o las armas de destrucción masiva (pese a las afirmaciones anteriores del “lobo solitario”, muchos funcionarios del gobierno de Estados Unidos ahora dicen que el 9/11 fue patrocinado por un estado; pero no precisamente Irak).

United Press International informó en junio de 2005: Oficiales de inteligencia de Estados Unidos han reportado que algunos de los insurgentes en Irak están utilizando un modelo reciente de pistolas Beretta 92 en que los números de serie parecen haber sido borrados. Los números no parecen haber sido eliminado físicamente; las pistolas parecen haber salido de una línea de producción sin ellos. Los analistas sugieren que la falta de esta identificación indica que las armas estaban destinadas a las operaciones de inteligencia o células terroristas con respaldo gubernamental. Los analistas especulan que estas armas son probablemente del Mossad o de la CIA.

En 2005 soldados israelíes encubiertos empezaron a lanzar piedras a otros soldados israelíes para que pudieran culpar a los palestinos, como una excusa para acabar con las protestas pacíficas de los palestinos

La policía de Quebec admitió que, en el 2007, los matones armados con piedras que asistieron a una protesta pacífica eran oficiales de policía de Quebec camuflados.

En las protestas del G-20 en Londres en 2009, un miembro del Parlamento británico reconoció a oficiales de policía vestidos de civil tratando de incitar a la multitud a la violencia

El responsable de seguridad de Quebec, pillado dando
instrucciones a policías camuflados de manifestantes.
Menos mal que eso no pasa aquí, ¿verdad?
Políticos egipcios admitieron que empleados del gobierno saquearon piezas de Museo de El Cairo de incalculable valor en el 2011 para tratar de desacreditar a los manifestantes

Un coronel del ejército colombiano ha admitido que su unidad mató a 57 civiles, cuyos cadáveres vistieron con uniformes para presentarlos como rebeldes muertos en combate

Soldados de Estados Unidos han admitido que si matan a iraquíes inocentes y afganos, luego “dejan caer” armas automáticas cerca de su cuerpo para que puedan fingir que eran militantes.

El escritor muy respetado por el Telegraph, Ambrose Evans-Pritchard afirmó que el príncipe Bandar, jefe de la inteligencia saudí, admitió recientemente que el gobierno de Arabia Saudita controla a los terroristas “chechenos”. Con la amenaza de activarlos, el gobierno saudí ha ofrecido secretamente a Rusia acuerdos petrolíferos a cambio de abandonar a Siria a su suerte.

Pues, amiguitos, ... sí que pasa.
Fuentes estadounidenses de alto nivel admitieron que el gobierno turco – perteneciente a la OTAN – llevó a cabo los ataques con armas químicas de los que se culpó al gobierno sirio

El ex jefe de seguridad de Ucrania admite que los ataques de los francotiradores que comenzaron el golpe de Estado de Ucrania se llevaron a cabo con el fin de culpar al gobierno constitucional de Yanukovich.

(Fuentes: http://tonyfdez.blogspot.com.es/; La gran farsa 11-sTelegraph.co.)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada