domingo, 21 de julio de 2013

DECLARACIONES DEL JUEZ SILVA: "EL TRIUNFO DEL MAL REQUIERE DE REPTILES COLABORANDO"



Elpidio José Silva no es uno de esos nombres llamativos que genera titulares. Es un funcionario de la Judicatura, además de profesor de Derecho Penal y Criminología, que simplemente ha querido cumplir con su trabajo, lo cual implica a veces enfrentarse a quienes parecen meramente poderosos y acaban por resultar todopoderosos.

El juez Silva, titular del Juzgado de Instrucción número 9 de Madrid, tuvo el atrevimiento de enviar a prisión a Miguel Blesa, ex-director de ese desastre financiero en que se convirtió Caja Madrid cuando cayó en sus manos. La decisión del juez fue coherente con la instrucción previa, y no habría causado mayor revuelo si el encausado fuera un mero pringadillo. Pero hete aquí que se trata del magnate que concedió créditos ventajosos a partidos políticos, constructoras, eléctricas, etc. es decir, a toda la élite financiera que, como se ve, tiene muchos defectos pero no es desagradecida.

Hay amistades peligrosas, ... para mis enemigos,
parece decir el aficionado al Ribera.
Hoy Blesa, responsable último de la estafa de las preferentes, se encuentra libre, pero el juez ha visto caer sobre él acusaciones tan desorbitadas como prevaricación, retardo malicioso en la Administración de Justicia y otros dos delitos contra la libertad individual de esa "pobre víctima" que es Blesa. La querella de la Fiscalía ha sido recibida con mal disimulada satisfacción por la Comisión Disciplinaria del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), quien parece estar ejecutando una fría "vendetta" contra un iluso que se creyó eso de que "todos son iguales ante la ley".

El decepcionado Silva ha utilizado su cuenta de Twitter para desahogarse con reflexiones como «Todos sabemos qué oferta aceptamos, qué confort nos seduce, en qué mediocridad nos mecemos lesionando, perjudicando o descontando a otros». Más claro, agua. Hay quien ha elegido bandera, y no ha sido ni la de la imparcialidad, ni la de la justicia ni la del bien común.

Pero el "tweet" verdaderamente llamativo es el que acusa de algo cercano a lo reptiloide a sus acusadores: «Ni Luzbel, ni líderes hercúleos, el triunfo del mal requiere reptiles colaborando, irrelevantes, múltiples cienpiés penetrando por doquier». Parece una imagen kafkiana ideada por un inspirado escritor, pero también puede estar diciendo algo más.

Y, desde el orgullo conspiranoico de que hace gala este blog, solo puedo añadir: "Piensa mal, ... y te quedarás corto".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada