miércoles, 16 de enero de 2013

LA PROSAICA VERDAD DETRÁS DE LA "PRIMAVERA ÁRABE": EL SAQUEO DE MATERIAS PRIMAS


Ha sido un personaje tan turbio y poco recomendable (y algunas cosas más) como Silvio Berlusconi quien ha confirmado en voz alta lo que algunos ya intuíamos: la llamada "primavera árabe", un alzamiento popular contra los gobiernos tiránicos del Magreb oriental, fue en realidad orquestada al servicio de los intereses geoestratégicos de los países occidentales. De hecho, la revuelta popular fue el primer plan en ser llevado a cabo, por lo que en Túnez y en Egipto no hizo falta pasar a la "fase 2": la insurrección armada de unos supuestos "rebeldes" que en Libia acabaron con el régimen de Gadaffi, apoyados por la aviación de la OTAN, que les allanó el terreno, y que en Siria están encontrado mayor resistencia de la esperada, por lo que es de temer allí la "fase 3": invasión militar siguiendo las pautas aplicadas en Afganistán e Iraq.

Silvio Berlusconi ha reconocido que la intervención de la OTAN en Libia fue planificada por el entonces presidente francés, Nicolás Sarkozy, quien quiso obtener tajada del petróleo y gas natural libio (en connivencia, añado, con los intereses de la Banca Rothschild, ansiosa por anexionar a su sistema de usura a uno de los pocos países prósperos, con una banca nacionalizada y un sistema monetario ajeno al dinero-deuda). Añade el ex-premier italiano que Sarkozy urgió a la guerra con Libia para evitar que Italia se adelantase a Francia firmando un acuerdo comercial con Gadaffi para comprarle petróleo y gas.



Según un video publicado por la página web Eretz Zen en su canal de de YouTube, el descubrimiento de grandes reservas de gas natural en la costa Mediterránea de Siria, Líbano e Israel habría provocado otra “primavera árabe” prefabricada en Siria, cuyo éxito no sólo significaría tomar el control de las reservas de gas natural de Siria y del Líbano sino también la búsqueda de una ruta para el gasoducto de gas natural de Qatar para pasar a Europa y Turquía. Qatar busca ofrecer a Europa y a Turquía un buen trato sobre este recurso natural sustituyendo al actual proveedor, Rusia. Esta es la razón de que el gigante ruso esté obstaculizando el apoyo de la ONU a la falsa revolución siria mientras mantiene buques de guerra patrullando las costas del país, lo que ha generado una situación enormemente explosiva.

Detrás de las declaraciones de Berlusconi está la denuncia de la codicia francesa, que ha arrastrado a los demás países de la OTAN a secundar su juego en Libia y que ahora se halla enfrascada en una intervención militar en el avispero de Mali esta vez para hacerse con su oro, mientras fuerza en la ONU la validación de su política de hechos consumados.

(Fuente: canal Eretz zen de YouTube)

2 comentarios:

  1. Quiere decir que la primavera árabe en realidad fue un plan de las potencias de occidente para apoderarse de los recursos que hay en aquellos países?
    O sea que es todo una falsa y que las personas que se revelan están siendo engañadas con una liberación imaginaria?

    ResponderEliminar
  2. Pues, ... me temo que así es. Y los hechos lo demuestran.

    ResponderEliminar