sábado, 15 de diciembre de 2012

LOS DELITOS DEL BANCO HSBC, IMPUNES ANTE LOS TRIBUNALES

El poder de los bancos sobre la ley que rige a las personas normales queda demostrado de nuevo en el caso de HSBC Rothschild, banco que nació en el siglo XIX para tramitar los pagos del tráfico de opio y que pese a la evidencia de que ha lavado cientos de millones de dólares del narco mexicano y realizado transacciones de miles de millones de dólares de dinero vinculado al terrorismo, no será ni siquiera acusado, ya que esto "pondría en peligro la economía mundial".

Autoridades judiciales de Estados Unidos decidieron no incoar un proceso criminal contra el banco HSBC pese a que existe evidencia de que este banco británico lavó dinero del narco mexicano y transfirió miles millones de dólares de dinero de terroristas árabes. Aunque HSBC tendrá que pagar una cifra récord de 1.9 mil millones de dólares, la medida es una clara muestra, incluso aceptada por las mismas autoridades, de que este banco es demasiado grande para ser juzgado, ya que esto representaría un riesgo a la economía mundial.

Hasta el mismo New York Times se atrevió a calificar el día de la decisión reseñada como un “día oscuro para el ejercicio de la ley” y señaló que HSBC es demasiado grande para ser acusado legalmente, lo que hace de paso que ninguno de sus ejecutivos –algunos de los cuales se han enriquecido con estas turbias transacciones- sean procesados legalmente.

HSBC lavó al menos 880 millones de dólares del narco, especialmente del cártel de Sinaloa, y realizó transacciones de 19.4 mil millones de dólares de bancos árabes ligados a terroristas.

Como reporta Forbes, pese a esta infracción o a su reputación de lavar dinero del narco y de terroristas (más bien habría que decir "gracias a estas prácticas ilegales") HSBC está en estupendas condiciones financieras: sus acciones han subido un 33% en el 2012.

Así es la vida cuando la economía depende de enormes bancos –más poderosos que países– que, a través de sus operadores políticos y ex ejecutivos vueltos secretarios de gobierno, diseñan las leyes macroeconómicas que hacen imposible independizarse de ellos sin forzar una crisis económica masiva. Un blindaje que desde fuera parece perverso pero desde dentro debe parecer una especie de barniz de oro luminoso.

La relación entre el narco y la industria bancaria es estrecha y seguramente una de las razones principales por las cuales las drogas no están cerca de legalizarse en un plano internacional.

(Fuente: http://pijamasurf.com/)

No hay comentarios:

Publicar un comentario