sábado, 29 de septiembre de 2012

RESPUESTA DE UN CIUDADANO DESPIERTO A LAS DECLARACIONES DE RAJOY EN NUEVA YORK

Reproduzco un comentario publicado por Koniwan (un lector de eldiario.es cuya entrada me predispone a favor desde el mismo momento en que acompaña su nick con una imagen de José Ortega y Gasset). Su pronunciamiento no tiene desperdicio:

Gran parte de la ciudadanía acepta resignada las tropelías del Gobierno.

Los motivos de estas personas para hacerlo habrían de ser, cuando menos, objeto de análisis antes de realizar una afirmación tan ridículamente tajante como la que ha hecho Mariano en New York: desinterés, ausencia de una cultura democrática propia, desinformación, miedo, falta de confianza en la sociedad y en sus miembros, analfabetismo (político y social, ése que denunciaba Paulo Freire allá por los 70), etc. y por supuesto: la curia de votantes incondicionales, amplios sectores de la derecha, los religiosos aferrados al "ora et labora", al "valle de lágrimas", etc.

Son demasiados colectivos, demasiadas variables como para no caer en la desfachatez, en la demagogia y en la ridículez con esas esperpénticas declaraciones. Frente al espíritu crítico y al ejercicio de derechos fundamentales recogidos en esa Constitución a la que tanto se apela, pero que tanto os estorba, te decantas por la pasividad y la mediocridad ciudadanas, por los súbditos serviles, timoratos e ignorantes. Por los que acatan los discursos y argumentos del gobierno como si de dogmas de fe se tratasen. Se os llena la boca con la palabra democracia pero ni sois demócratas ni nunca lo habéis sido. Un verdadero demócrata quiere a su pueblo despierto, crítico, vigilante con las instituciones, sabedor de que la implicación política de los ciudadanos es la base del progreso social y cívico. Un verdadero demócrata no se asusta de la solicitud de mas democracia, puesto que es el desarrollo de ésta su leit motiv.

Mentís a la sociedad descaradamente, manipuláis, tergiversáis, reprimís, ridiculizáis; lo que sea por mantener el control, por mantener el poder. Esos mismos ciudadanos que aborreces, seremos los que te echemos finalmente del mando.

Disfruta mientras puedas, Mariano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario