sábado, 16 de junio de 2012

ESPAÑA, A UN PASO DE ABANDONAR EL EURO


Después de las tensiones de infarto de estos últimos días, se abren ante nosotros dos posibilidades extremas: o la sumisión ciega a los dictados de Bruselas (sin garantía alguna de lograr una estabilidad a corto o medio plazo) o el retorno a la peseta con una devaluación inmediata del 20 %. No es una especulación abstracta, sino uno de los posibles escenarios contemplados por los asistentes a la reunión del G 20 en Los Cabos, Méjico. El rescate de España es una operación tan mastodóntica que muchos -dentro y fuera de nuestras fronteras- apuestan por una salida negociada de la moneda única como mal menor.

España tiene una economía propia real, muy devaluada, pero sólida. Nuestras exportaciones suponen el 26 % del PIB, una proporción análoga a la del Reino Unido, Francia o Italia. La salida del euro sería dramática, pero no traumática. De hecho, existe un serio debate acerca de la mejora que para nuestra economía supondría volver a gestionar nuestros intereses. Caben muchas sorpresas en el turbulento escenario en que nos hallamos, pero el sentido común apunta en una única dirección.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada