miércoles, 18 de abril de 2012

LOS ORGANIZADORES DE LAS OLIMPIADAS DE LONDRES PRETENDÍAN CONTRATAR AL DIFUNTO BATERÍA DE "THE WHO"

.
Hay ocasiones en que la carencia de información empuja a alguien al más absoluto de los ridículos. Es el caso de los organizadores de la Olimpiada de Londres que se celebrará este verano, un evento que a ojos de los conspiranoicos reúne todas las papeletas para ser el desencadenante de "algo" (proyecto Blue Beam, caos social, falsa invasión extraterrestre e incluso manifestación del Anticristo, personificado en el Príncipe William). Como para confirmar el carácter siniestro del evento, van y contactan con Bill Curbishley, representante del grupo "mod" por excelencia, The Who, pretendiendo contratar a su difunto batería, Keith Moon. Quienes admiramos al enérgico cuarteto que inventó la opera rock ("Tommy", 1969) sabemos con que ese deseo es irrealizable: el enloquecido batería murió el 7 de septiembre de 1978, a los 32 años, por una sobredosis accidental de pastillas. Vamos, que no es que nos haya dejado anteayer y alguno podía no haberse enterado, es que son ya 34 los años los que Moon lleva ausente de este mundo.

"Les expliqué que Keith reside ahora en el crematorio de Golders Green, habiendo cumplido con la estrofa de "My Generation" de los Who que dice: 'Espero morir antes de envejecer'" contestó por eMail Curbishley al comité organizador de los J.J.O.O. Esperemos que ahora no estén intentando contratar a John Lennon, Jim Morrison, Jimmy Hendrix, Bryan Jones, Duane Allman, Janis Joplin, Kurt Cobain, John Bonham, Amy Winehouse, etc., porque la gestión podría resultarles frustrante en extremo.

Por cierto, el pasado enero de 2011, la revista británica "Q" nombró a Moon el mejor batería de la historia. El video que acompaña estas líneas demuestra por qué.

No hay comentarios:

Publicar un comentario