sábado, 10 de marzo de 2012

NOS DEJA JEAN GIRAUD ("MOEBIUS"), UNO DE LOS GRANDES DEL CÓMIC

.
A los 73 años, y después de una larga enfermedad, ha fallecido el dibujante francés Jean Giraud, también conocido como "Moebius", seudónimo con el que firmaba sus obras más fantasiosas y experimentales. Autor de algunos de los más influyentes cómics del siglo XX, como "El garaje hermético", "Arzak", "La desviación", "El Incal" o "El corazón coronado" (estas dos últimas con guión de Alejandro Jodorowsky), los mundos irreales, oníricos y mágicos que creó han hecho mucho más por expandir la mente que cientos de terapias y gurús variopintos.

Discípulo de Jijé, bajo cuya influencia emprendió -con su nombre, y guión de Jean Claude Charlier- la ilustración del "western" "Teniente Blueberry", serie que aún se publica continuada por diversos guionistas e ilustradores, fue a raíz de las convulsiones de mayo del 68 en Francia cuando se embarcó en la aventura editorial de sacar a la luz, en colaboración con otros inconformistas como Jean-Pierre Dionnet, Bernard Farkas y Philippe Druillet (los "Humanoides Asociados") la revista "Metal Hurlant", un cómic adulto orientado a la ciencia ficción cuya influencia en el medio durante los años 70 fue absoluta. Fue la época del "despegue", bajo su alias más conocido, de su creatividad, cuya obra cumbre -y quizá la de toda la historieta- es la extraordinaria "El garaje hermético", un relato libertario, delirante e insólito abierto a las más dispares interpretaciones y que tuvo continuidad en "Mayor Fatal 2" y en la aún inédita en nuestro país "Le chausser deprimé" (A ver si al fin Norma Editorial toma la decisión de traducirla).


"El acto de dibujar es algo mágico. La magia está a nuestro alrededor, y con el tiempo se convierte en una técnica de comunicación. La busco en todo momento, pero es difícil de conseguir", contaba hace años a Efe.


En los ochenta su influencia se extendió al cine, los videojuegos y la publicidad. Es la década en que "El Incal" llegó a vender un millón de ejemplares solo en Francia, y en que comenzó el reconocimiento masivo. En 1985 el Presidente Mitterand le otorgó la Insignia de la Orden de las Artes y las Letras, y en los 90 fue nombrado "mejor artista gráfico de Francia".


Acompaño esta reseña con un par de episodios de la serie de animación que recreaba las andanzas de su personaje "Arzak", así como con el trailer de la versión animada del comic "El Incal".






No hay comentarios:

Publicar un comentario