lunes, 27 de febrero de 2012

¿HA SIDO LA MUERTE DE WHITNEY HOUSTON UN SACRIFICIO SATÁNICO?

.
Michael Jackson falleció justo antes de los premios BET 2009, Amy Winehouse falleció justo antes de los premios MTV Awards 2011 y ahora Whitney Houston muere la noche antes del espectáculo de los premios Grammy 2012. ¿Hay algo realmente extraño sucediendo aquí? ¿o es todo una coincidencia?

Whitney era una superestrella internacional que vendió más de 170 millones de álbumes y sencillos, ganó 6 Grammys, 2 Emmys, 30 Billboard Music Awards y 22 AMAs. Retirada de la música, y tras pasar por una etapa de depresión y drogas estaba preparando su retorno a los escenarios (otro paralelo con Michael Jackson). Cissy, madre la cantante habría hablado con Houston 25 minutos antes de su muerte y asegura que se encontraba bien y muy entusiasmada con la fiesta pre-Grammy a la cual iba a concurrir. Sin embargo, siniestros movimientos en la sombra la habían marcado ya para morir.

Un día después de Whitney Houston falleciera, sus álbumes, incluyendo Greatest Hits, The Bodyguard y Waiting to Exhale se disparon a la cima de las listas de música. Los grandes exitos de Whitney encabezarón las listas de ventas (MP3) en Amazon y ocho de sus álbumes figuran en el top 100 ventas álbumes en iTunes. Los grandes éxitos tomaron el 1# lugar, por supuesto. Para su compañía discográfica, la muerte de Whitney Houston ha sido un negocio redondo. ¿Fué también un castigo?

Recientemente se publicó una entrevista en internet relacionado con su gira "Nothing But Love", en donde hizo hincapié en que la gente desea oír y sentir el amor y nerviosamente habló en contra de los los siniestros escenarios y las interpretciones en los vídeos de músicos populares en la actualidad, tales como Rihanna, Lady Gaga, Jay-Z, Beyonce, Kanye West, Rosa, Kylie Minogue, Dr. DreU2 y Eminem que parecen incluir numerosas referencias a la secta Illuminati, el nuevo orden mundial, la adoración al Diablo, masones, rituales ocultistas, tortura, control mental, ley marcial, mutilación y pornografía. Faltó un nombre: Madonna, oficiante de una actuación durante el intermedio de la final de la Super Bowl (liga de fútbol americano) el 5 de Febrero en la que el despliegue de simbología "Illuminati" y egipcia no ha escapado a ninguno de los numerosos analistas versados en ocultismo.

Tras la muerte de Whitney Houston, el símbolo M utilizado en el Super Bowl tomó un aspecto siniestro. Desde el ángulo de las cámaras y el público, sólo vemos el símbolo M pero desde la vista de los artistas se convierte en una W, con Madonna saltando siniestramente sobre la W.


Madonna fue entrevistada, previo al Super Bowl, en el programa de Anderson Cooper, y dijo: "La Super Bowl es algo así como el Sancta Sanctórum de los Estados Unidos. Estaré a medio camino de la "experiencia de la iglesia", y voy a tener que dar un sermón. Tendrá que ser muy impactante."

Ella le está diciendo que su actuación era un ritual. El Sancta Sanctorum es el nombre del lugar más sagrado encontrado en el Templo de Salomón. A nadie jamás se le permitió entrar ahí, salvo al Sumo Sacerdote. Este privilegio fue concedido sólo en el Día de la Expiación, para ofrecer la sangre del sacrificio y el incienso delante del propiciatorio. Whitney Houston fue el sacrificio de sangre que se ofrecen en el día de reposo, o sábado, exactamente 7 días después de la actuación de Madonna.



Por supuesto la muerte de Whitney Houston aseguró que en la entrega de los Grammy todos irían vestidos de negro a la ceremonia, como se requiere en donde se realiza la brujería. Nadie conectará el hecho de que Mister Nicki (la presentadora) fue vestida de rojo, que simboliza el sacrificio de sangre y el hecho de que estos rituales deben realizarse con miembros vestidos de negro y rojo, incluso como fuimos testigos en el Superbowl. Y nadie se pregunta por qué la Sra. Houston fue actuar erráticamente antes de su muerte y visto con sangrientos arañazos en su cuerpo, o aquellos dos fuertes golpes que se escucharon en su habitación de hotel por los ocupantes debajo de ella antes de que ella fuera encontrada prolijamente tumbada en su bañera. Nadie se conectará los puntos. Seguirán formando parte de esta brujería, hechicería y rebelión siendo alimentada, en parte, por la llamada "industria del entretenimiento".

Todo lo que se lleva a cabo en público es primero planeado en privado a través de sociedades secretas. Esta es la manera que siempre ha trabajado en el mundo y la industria de la música no es una excepción a esto. Antes de que un artista se le da un contrato discográfico por primera vez debe ser un miembro de una sociedad secreta. Un llamado miembro X de los Illuminati, que era un ejecutivo en la industria de la música en los 70s habló sobre esto públicamente, su nombre era John Todd. Según Todd, cada músico y animador en la industria de la música y de Hollywood, tiene que ser un mago iniciado o brujo antes de que se les ofrezca un contrato de grabación. Esto es lo que algunos escritores han llamado "la venta del alma o la luz a Lucifer". En sus discursos John Todd además demuestra que, después de que la grabación es finalizada y el disco está terminado, entonces se congrega un asamblea de brujas y magos, que evocan un demonio. Una vez que es invocado el demonio, las brujas y brujos, piden a la entidad que se adhiere a cada copia o duplicado que se va a vender al público, para garantizar el éxito de la grabación y también la toma de control del oyente.

(Fuente: http://illuminatifactory.blogspot.com/2012/02/el-sacrificio-de-whitney-houston.html)

No hay comentarios:

Publicar un comentario